Santo Domingo 27°C/30°C scattered clouds

Suscribete

PUNTO DE MIRA

Faride es un peñón en el zapato de Abinader

La indefinición de la candidatura senatorial del PRM para el DN ha develado una crisis cuyos alcances aún están en veremos, pero deja entrever que la candidatura presidencial carece de los números que dice tener.

La evidencia de la realidad es que con tal de sumar los votos que le podría aportar Guillermo Moreno erosionan la figura del presidente Luis Abinader como victimario de la carrera política de la senadora Faride Raful.

Aunque los números de Faride muestran que ha perdido terreno, el tratamiento que recibe de su partido es desconsiderado y esta indefinición la afecta. Está sola en su partido y no le reconocen su investidura al establecer acuerdos políticos. Para los analistas políticos su sustitución está tomada y se ha comunicado a la joven política, aunque ella desea que sea el presidente de la República que lo confirme, algo que no va con el carácter del mandatario.

Abinader sabe que la apuesta en el DN es arriesgada porque al parecer Moreno no tiene el capital de simpatías para derrotar la oposición, pero la candidatura presidencial valora en mucho que mediante el acuerdo logra otra casilla en la boleta electoral para votos nacionales. Esa es la intríngulis del acuerdo.

Sin embargo, Moreno y Alianza País podrían resultar un fiasco al analizar que su base electoral es el voto rebelde que en el 2024 lo verá no como combativo sino el aliado de una candidatura presidencial. Los sufragios que aporte serán la prueba del acierto.

Abinader encabeza un gobierno con un diseño del hombre equipo y no quiere nadie a su lado que le pueda hacer sombra y cuando ve que alguien puede levantar vuelo le corta las alas. La candidatura senatorial del 2020 la hizo Faride atacando con fiereza los préstamos y el presidente de la República la puso en la comisión de Finanzas del Senado para que aprobara sus préstamos, así le quitó brillo a quien lucía presidenciable.

A Guillermo Moreno (crítico de Abinader por tener su fortuna en un paraíso fiscal y por tomar muchos prestamos), lo unió a su yunta para acallarlo y se entiende que a cambio le aportaría grandes recursos económicos de campaña porque vendió su proyecto en planos

El alejamiento con Faride es viejo. Ella se creyó las ofertas de campaña del candidato, que cuando llegó a presidente dobló a la derecha sin poner la direccional y ella se estrelló con el cambio. Recuérdese también que el 2021 en una visita a la ciudad sanitaria Luis E. Aybar fue contradicha por Abinader quien jamás la invitó a una compartir en una actividad.

Hay que ver si Faride se queda o se va, porque si Abinader pierde se queda sin pito y sin flauta.