Listin Diario Logo
19 de septiembre 2019, actualizado a las 11:39 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Entretenimiento miércoles, 03 de abril de 2019

FIGURA

Guinness no certifica el récord de Carlos Silver, un veredicto sin apelación

  • Guinness no certifica el récord de Carlos Silver, un veredicto sin apelación

    Carlos Silver cumplió con las horas requeridas, pero tuvo otros fallos importantes.

     

  • Guinness no certifica el récord de Carlos Silver, un veredicto sin apelación
Redacción de Entretenimiento
Santo Domingo

No bastaron los cuatro días y 10 horas que Carlos Silver cantó sin parar en el parque Eugenio María de Hostos en busca del récord Guinness. El cantante dominicano no calificó, determinó este miércoles el juez acreditado por Guinness World Records.

“Desafortunadamente no pudo lograr el récord y es un veredicto sin apelación", dijo a Listín Diario el mexicano Carlos Tapia Rojas, quien estuvo en Santo Domingo para evaluar el hito de 106 horas interpretando canciones en una casa de cristal.

Según sus explicaciones, Silver cumplió con todos los requisitos, menos uno de los más importantes: “La regla de los 30 segundos”. Y no solo una vez, sino varias.

“El participante no puede dejar de cantar por más de treinta segundos entre canciones, a no ser que esté en su descanso, y en los videos que pudimos revisar observamos pausas de hasta dos minutos, por lo que no podemos validarlo”, sostuvo Tapia Rojas.

Desde el pasado viernes Silver intentaba por segunda vez desplazar del récord al indio Sunil Waghmare, que lo ostenta desde 2012.

"Aunque no logró el cometido, pero eso no quiere decir que no haya hecho algo impresionante", puntualizó el juez.

También aclaró que alcanzar la hazaña no conlleva un premio en metálico (dinero), además de señalar que Silver "puede volver a intentarlo en cualquier momento y nosotros encantados".

Luego reiteró: "Teniendo la precaución referente a las reglas puede intentarlo en cualquier otro momento. El tiempo que se tomaba para retornar la próxima canción fue lo que no permitió que lograra el cometido".