Listin Diario Logo
23 de mayo 2022, actualizado a las 12:24 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte jueves, 21 de abril de 2022

MLB

Cabrera se queda en 2,999 hits, Pineda regresa con victoria

  • Cabrera se queda en 2,999 hits, Pineda regresa con victoria

    Michael Pineda, de Detroit, realiza un lanzamiento frente a los Yanquis de Nueva York en el segundo inning del partido de este jueves en las Grandes Ligas.

AP
Detroit

Miguel Cabrera recibió base por bolas intencional en el octavo inning con 2,999 hits en su carrera, lo que desencadenó un fuerte coro de abucheos y cánticos burlones en el Comerica Park cuando los Tigres de Detroit derrotaron el jueves 3-0 a los Yankees de Nueva York.

Cabrera se fue de 3-0 con dos ponches, lo que lo obligó a él y a los fanáticos de Detroit a esperar al menos otro día para que alcanzara la marca de los 3,000, un hito que solo 32 jugadores han alcanzado en la historia de las Grandes Ligas.

Adelante 1-0, los Tigres llenaron las bases sin outs en el octavo ante Miguel Castro. El relevista Lucas Luetge consiguió que Jeimer Candelario pegara una remontada que se convirtió en doble matanza.

Eso llevó a Cabrera al plato con dos outs y corredores en segunda y tercera. El toletero de 39 años ni siquiera logró entrar en la caja de bateo cuando el mánager de Nueva York, Aaron Boone, levantó cuatro dedos para darle a Cabrera, un excompañero de equipo de los Marlins, un pase libre a la base desocupada.

Boone dijo que "es una decisión de béisbol hasta el final".

"Obviamente, entendiendo el momento en el tiempo", dijo. "Un poco más desgarrador de lo habitual".

La base por bolas intencional número 236 de la carrera de Cabrera, aunque estratégicamente sólida, desencadenó quizás los abucheos más fuertes jamás escuchados en un juego de los Tigres desde que Comerica Park abrió en 2000.

Boone dijo que la reacción de la multitud no fue una sorpresa.

"Por supuesto, ciertamente entiendo eso", dijo, y agregó, "no necesariamente me gusta estar en esa posición".

La multitud de 21,529 rápidamente convirtió los abucheos en aplausos cuando Austin Meadows conectó un doble de dos carreras en un enfrentamiento entre zurdos y zurdos para poner a Detroit adelante por tres.

Cuando terminó la entrada, Cabrera extendió las manos como para decirle a la multitud que estaba bien con cómo fueron las cosas. Luego levantó tres dedos e hizo un gesto hacia el marcador para indicar las carreras que su equipo había anotado en un día soleado de 60 grados en Motor City.

"Ese es el hermoso juego del béisbol", dijo Cabrera afuera del clubhouse cuando terminó el juego.

Michael Pineda (1-0) permitió solo tres hits en cinco entradas en su debut en Detroit contra uno de sus exequipos. Jacob Barnes, Wily Peralta, Alex Lange y Gregory Soto, quien obtuvo su tercer salvamento, siguieron con cuatro entradas sin permitir anotaciones.

Los Yankees fueron blanqueados por tercera vez esta temporada y sus 39 carreras son la menor cantidad en 13 juegos desde 1972.

Jordan Montgomery (0-1) se convirtió en el primer Yankee en completar seis entradas este año. Permitió solo una carrera y tres hits y ponchó a cinco, pero sus compañeros de equipo no brindaron ninguna ayuda ofensivamente.

Robbie Grossman conectó un doble productor en el tercero, anotando a Víctor Reyes.

Nueva York se limitó a cuatro hits en siete entradas contra tres lanzadores antes de que Boone pusiera un par de bateadores emergentes en el juego con la esperanza de proporcionar una chispa ofensiva.

Josh Donaldson conectó un doble en el primer lanzamiento de Lange del octavo, Gleyber Torres conectó un sencillo en el cuarto lanzamiento de la entrada y Aaron Judge recibió una base por bolas con un out para poner fin a la breve aparición del diestro. Soto sacó a los Tigres del apuro con las bases llenas y un out al hacer que Anthony Rizzo conectara un batazo al pitcher, lo que llevó a un out forzado en home, y Giancarlo Stanton dio un rodado a primera.


Más en El Deporte