Lecturas recomendadas

Santo Domingo, RD

Rebelión de los capitanes

Con su acostumbrado rigor investigativo y su agudeza conceptual, Roberto Cassá nos trae este interesante muestreo de nuestro pasado histórico donde se estudian, a partir de las pobladas ocurridas en el país desde los inicios del siglo XVIII, los orígenes, desarrollo y consecuencias de la rebeldía del pueblo dominicano contra la colonia española. Estos actos de resistencia popular se vinculan una serie de acontecimientos que enfrentaron los abusos ibéricos contra nuestros antepasados y la preponderancia mercantilista con que asumieron la conquista sin importar la identidad y la idiosincrasia del criollo. Según sus editores, este libro “constituye uno de los aportes históricos más importantes de los últimos años”.

Un hombre en Ruicala

Con su novela “El chat”, Pedro Camilio abrió una perspectiva novedosa a las letras nacionales al recrear una historia de ficción en el lenguaje de la red. Aquel libro quedará inscrito en nuestra historia literaria como un riguroso aporte a la posmodernidad, no solo por su novedad técnica, sino también por la intensidad de su historia. Ahora, Camilo acaba de publicar un libro de relatos que retoma de la agilidad y el equilibrio de su obra anterior. Esta vez no acude a la internet, sino que entremezcla historias de amor elaboradas con sutilezas líricas con experiencias del diario vivir del hombre común donde la expresión popular se hace presente con sutileza literaria a partir de diálogos bien pensados y mejor escritos. “Un hombre en Ruicala” es un producto literario que demuestra el oficio de Pedro Camilo y que hará pasar al lector momentos de interés. Es una lástima que el editor no se haya esmerado en presentar dentro de un formato mucho más atractivo estas inolvidables historias.

La vida que se ama

El poeta y periodista nicaraguense Erick Aguirre obtuvo con esta obra el Premio Internacional de Poesía “Rubén Darío” 2009 (evento ganado años atrás por el dominicano Enriquillo Sánchez). Estamos en presencia de un autor que dignifica el verso con reflexiones conceptuales que retoman una zona de la poesía social latinoamericana olvidada en el presente, y la lleva con voz propia por senderos de altura. Aguirre, hombre de su tiempo, no es retórico, ni bursátil. Su recorrido ético está acompañado de imágenes logradas al calor de sudorosas jornadas creativas. Sus huellas abren surcos y alertan de la debacle existencial, invitan a la guerra contra la mediocridad de todos los días y cantan al nicaraguense de hoy que sobrevive con la frente en alto y la conciencia limpia. Es un libro de interés cuya lectura será inolvidable.