Listin Diario Logo
29 de septiembre 2022, actualizado a las 08:48 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Ventana sábado, 05 de diciembre de 2020

I – La Apertura

Aprenda con Capablanca (1 de 3)

Los conceptos resumidos aquí, son fundamentales para comprender el objetivo de la teoría de las Aperturas; el desconocimiento de los mismos provoca que el aficionado apenas comenzada la partida, se encuentre en una posición inferior

  • Aprenda con Capablanca  (1 de 3)
Nelson Pinal Borges, MI & FIDE Trainer
Santo Domingo, R. D.

Es importante conocer los conceptos generales que permiten desarrollar una partida correctamente. A tal efecto, brindaremos en tres trabajos los principales aspectos que deben dominar para jugar bien el ajedrez.

Para ello, hemos consultado el libro Últimas Lecciones, de José Raúl Capablanca, y  resumimos en un lenguaje sencillo y sin que pierda su sentido fundamental, algunos consejos y reglas prácticas enunciados por el excampeón mundial cubano.

Así tenemos que, según su criterio, para el estudio del Ajedrez conviene dividir el juego en tres fases o etapas: la Apertura, el Medio Juego y el Final.

En el presente trabajo estudiaremos la Apertura como fase inicial de la partida.           

1. La Apertura se refiere al proceso de desarrollar las piezas para que entren en acción con rapidez; en esta fase del juego se trata de coordinar la actividad de las piezas, ocupar el centro del tablero con los peones y ubicar los caballos y los alfiles en casillas que puedan dominar el centro, el cual comprende las casillas e4 - e5 - d4 - d5. Controlar y dominar el centro es el principal plan al inicio de la partida.

2. Asumiendo que usted tiene las piezas blancas, desarrolle los caballos a las casillas c3 y f3, y los alfiles a c4 o b5 y g5 o f4, en dependencia de los movimientos del contrario. Por lo general se deben movilizar los caballos antes que los alfiles. El dominio del centro permite mayor movilidad a las piezas; recuerde que un ataque por un flanco puede fracasar si no se domina el centro.

3. No cambie sus piezas desarrolladas por piezas rivales sin desarrollar, ni las mueva sin objetivos precisos; no se debe mover dos veces una misma pieza si hay otras sin desarrollar o si no se ha enrocado.

4. Enróquese tan pronto pueda y no avance los peones que resguardan su rey. Cada movimiento de uno de esos peones, crean debilidades que facilitan el ataque enemigo. Realizar el enroque es importante para proteger al rey y activar la torre hacia el centro.

5. En la Apertura es arriesgado capturar peones alejando sus piezas del centro si aún no ha terminado el desarrollo y no ha enrocado.

6. Ubique las torres en las columnas abiertas o en las que potencialmente se puedan abrir.

7. Después de desarrolladas las piezas menores y enrocado, busque una casilla central para la dama o donde tenga mayor espacio para operar, preferiblemente en el flanco donde esté el rey enemigo.  Es riesgoso mover la dama al comienzo de la partida; su función es más efectiva cuando su accionar está respaldado por otras piezas.

Los conceptos anteriormente resumidos en 7 puntos, son fundamentales para comprender el objetivo de la teoría de las Aperturas; aunque aparentemente son elementos sencillos de aplicar, el desconocimiento de los mismos provoca que el aficionado apenas comenzada la partida, se encuentre en una posición inferior y posteriormente no llegue a comprender el porqué de su derrota.                                        

Dominarlos le ayudará a interpretar y comprender las diferentes Aperturas; sólo después de estudiarlos y practicarlos hasta el convencimiento de su necesidad para lograr un buen juego, usted podrá profundizar en la parte técnica y conocer la teoría de la Apertura Española o del Gambito de Dama, por nombrar sólo dos de las más conocidas.