Listin Diario Logo
16 de junio 2019, actualizado a las 07:03 p.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Ventana sábado, 12 de enero de 2019

Séptimo Arte

‘Hasta que llegó su hora’

  • ‘Hasta que llegó su hora’
  • ‘Hasta que llegó su hora’
  • ‘Hasta que llegó su hora’
Rienzi Pared Pérez
Santo Domingo

La venganza puede asumir muchos rostros. Uno de ellos da respuesta a una acción percibida. Es realmente un desquite por algo malo. En la antigüedad existía la famosa Ley de Talión, del “ojo por ojo”. Sin embargo, hoy día existen otros mecanismos para que el ciudadano pueda resarcir su enojo ante la justicia, para que la misma haga suyo ese problema. En el llamado En cambio, en el Viejo Oeste, se resolvía el agravio acudiendo al sentimiento de venganza; por aquel dicho de “ojo por ojo”.

 Durante la década de los sesenta, los cineastas italianos desarrollaron un estilo muy peculiar para las películas del género favorito de los norteamericanos, y lo llamaron “western espaguetti”. Una de las películas que se ha convertido en clásico mundial es, “Hasta que le llegó su hora”, del director Sergio Leone, en el año de 1968. Su tema es el de la venganza.

El comienzo del filme se dilata. El director quiso utilizar este tipo de narrativa alrededor de muchos planos llenos de detalles para ir destacando cada elemento.Lo hizo con el objetivo de crear expectativas que van a transmitir al espectador esa angustia de lo que estará por venir.

La trama par de la historia del  señor McBain, un granjero viudo, que prepara una fiesta de bienvenida a quien será su futura esposa. Antes de la llegada de Jill (Claudia Cardinale), se aparece Frank (Henry Fonda), quien labora para Morton (Gabriele Ferzetti), quien es un inversionista del ferrocarril y a la vez, un hombre sin escrúpulos, que desea la tierra de McBain. Frank, siguiendo las órdenes de su jefe, asesina a todos en la granja incluyendo a los hijos de este. Cuando llega Jill y observa todo este panorama desolador se encuentra con Armónica (Charles Bronson) un hombre misterioso que prácticamente no habla y que solamente se le identifica cuando toca su armónica. Este es un hombre sin futuro, que ayudará a Jill obtener la venganza deseada; pero este hombre posee sus propios motivos debido a   su pasado lo que se descubrirá al final de la película.  

Esta trama de venganza es adecuada con rigor por el director. Utiliza los grandes escenarios para mostrar ese vasto desierto, junto al ritmo de la música de Ennio Morricone quien dedica partituras a cada personaje, como una manera de expresión o de figura retórica, que se repite cada vez que hacen aparición.  

Aunque la historia no es compleja, el dominio del lenguaje cinematográfico de Leone logra que cada pieza de este rompecabezas encaje en su lugar. Todos los fotogramas estén bien delineados y los personajes se desarrollen de manera natural. Por ejemplo, el papel de Henry Fonda, un villano sin escrúpulos, irradia una fuerza histriónica descomunal, con esa mirada fija, llegando al clímax de su actuación; y un Charles Bronson que haría la mejor actuación de su vida, donde interpreta a un sin nombre que anda buscando venganza. Ellos y el resto del reparto logran la combinación perfecta para exponer dicha historia, narrada en casi tres horas de duración, sin provocar bostezos.

Toda esta combinación de historia, imágenes generales de los espacios, actuaciones, banda sonora y una dirección extraordinaria, hacen de “Hasta que le llegó su hora”, uno de los filmes más importantes del género ‘western’ en la historia del cine.  

Invito a los amantes del género “western” a disfrutar su metraje, pero sobre todo, a los amantes del cine en general, para poder apreciar una películas sin desoperdicio. 

Curiosidades:
SERGIO LEONE AFIRMABA:
“Me gustó tanto como quedó ‘El bueno, el feo y el malo’ que ya no querría hacer más “westerns”. Hablé con los productores más importantes de Hollywood, todos me recibían con los brazos abiertos tras el éxito de ‘El bueno, el feo y el malo’. Me decían que harían lo que yo quisiera, pero no era cierto. Harían lo que yo quisiese siempre y cuando se tratara de otro “western”. A lo más que llegaron fue a prometerme que si hacía un “western” más, después producirían: ‘Érase una vez en América’. Así que acepté”.

EL VILLANO El director pensó para el papel de Frank en el actor Henry Fonda. ¿Por qué? Bueno, lo que sucede es que, Henry Fonda no había hecho papel de villano y quiso romper paradigmas colocando a Fonda como el malo de la película.

GUIONISTAS La Paramount Pictures le ofertó la suma de cinco millones de dólares al director, y él mismo puso manos a la obra en la producción, buscando a Bernardo Bertolucci y a Dario Argento para realizar el primer boceto del guion.

EL TÍTULO En Latinoamérica se conoció con el título “Hasta que le llegó su hora”; mientras en España se le denominó “Érase una vez en el Oeste”.

LOCACIONES Sergio Leone comenzó el rodaje en ‘Monument Valley’, en el desierto de Arizona, rindiendo así un homenaje a grandes directores de ‘westerns estadounidenses’ como John Ford y Howard Hawks. Pero luego decidió volver al desierto almeriense de Tabernas, que tan buen resultado le había dado en sus anteriores películas.

TRASCENDENCIA En 2009 entró en la ‘National Film Registry’ de la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos, como una obra que habría que preservar por su estilo estético y cultural.