ORLANDO DICE...

La novela hace la tarea

Orlando Gil
Twitter: hectorj_cruz Facebook: hjcbeisbol Instagram: hectorjcruz

 Que sea la his­toria que se ocupe tarda­ría mucho tiempo, y así como la comida rápida gene­ralmente para llevar, en la vi­da de los pueblos hay asun­tos que no pueden esperar.

A 60 años del ajusticia­miento del Tirano, todavía quedan pasajes por conocer y compadres por identificar.

Recuerdo a un persona­je, pintoresco a su modo, que no escribía sobre la Era de Trujillo, pero no porque le tuviera miedo a los de entonces, sino a los nietos.

Así se hizo el silencio, y si no se atreven los contempo­ráneos, tampoco la historia. No solo estarán los nietos, también los biznietos.

Sin embargo, hay un fe­nómeno interesante y que viene a sacar la cara. Las novelas que rescatan el pa­sado, y atentas a ficción, se hacen las locas y revelan lo que de otra manera nunca.

El escritor nicaragüen­se Sergio Ramírez escri­bía por estos días sobre esa realidad que no siempre se aprecia adecuadamente.

El mejor conocimien­to sobre Trujillo se consi­gue más en novelas que en historia, y cita a Galíndez de Manuel Vázquez Mon­talbán, La Fiesta del Chivo de Mario Vargas Llosa y La Maravillosa Vida Breve de Oscar Wao de Junot Díaz.

Las distorsiones posibles en literatura forman parte del paquete.

Igual acontece en este tiempo. Las novelas vienen a disponer lo que la histo­ria no se atrevió, y obliga­ toriamente hay que men­cionar Morir en Bruselas de Pablo Gómez Borbón.

El horror de unos críme­nes que se llenaron de olvi­do y las intimidades de una izquierda de la que al pare­cer la Virgen salvó a la Re­pública.

La utopía nunca fue tan pedestre.

Mucho antes, Edwin Dis­la, en Los que Comulgaron con el Corazón Limpio, na­rró la mitología inconclusa de Los Palmeros y los duros años de Balaguer.

La novela, por tanto, lle­va a cabo la tarea de otros, y no solo pone en contexto lo que la historia disimula, sino que aporta luz en el tú­nel oscuro en que discurre la vida dominicana.

Pilarín en lo suyo ¿Podría la novela develar el miste­rio de las elecciones de fe­brero del 2020?