FIGURAS DE ESTE MUNDO

Verdades de Cristo

Pablo Clase Hijo

 Más bienaventurado es dar que recibir. Cuan­do des limosna, que no sepa tu mano izquierda lo que hace tu derecha, para que tu limosna sea en secreto; y tu Padre, que ve en lo secreto, te recom­pensará.

Haz a los demás todo lo que quieras que te hagan a ti. Esa es la esencia de todo lo que se enseña en la ley y en los profetas. Amaos los unos a los otros, como yo os he amado.

Nadie tiene mayor amor que este: que uno ponga su vida por sus amigos. Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando.

Bienaventurados los que padecen persecución por causa de la justicia; porque de ellos es el reino de los cielos.

Quien a vosotros recibe, a mí me re­cibe, y quien me recibe a mí, recibe a Aquel que me ha enviado. Y yo os di­go: pedid, y se os dará; buscad, y ha­llaréis; llamad, y se os abrirá. Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, encuentra; y al que llama, se le abrirá.