Listin Diario Logo
14 de junio 2019, actualizado a las 10:42 p.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista jueves, 28 de marzo de 2019

NOMBRE COLUMNA

Afi lar cuchilla para su garganta

  • Afi lar cuchilla para su garganta
Orlando Gil
gil@claro.net.do/@orlandogildice

No se tiene claro si el Foro de Partidos quiso reunirse con Leonel Fernández o Leonel Fernández con el Foro de Partidos. Se habla de la coordinación de Roberto Rosario, y verlo presidiendo la mesa o colocado a la derecha de Fernández lleva a pensar que sí.

También de que todos fueron convocados por Elías Wessin, quien actualmente ocupa la dirección rotatoria del grupo. Aunque se mencionan  ausencias notorias, como la de Quique Antún o del Partido Reformista.

No debe olvidarse que Antún fue hasta hace poco cabeza visible del grupo, y si los partidos asistieron a las actividades que organizó durante su período, justo que hiciera otro tanto.

Diríase a manera de excusa que se encontraba en Chile participando en un encuentro de la derecha del continente. Pero igual estuvo Pelegrín Castillo y acudió al llamado de Wessin y de Froppedom.

Claro, era con Leonel Fernández.

Aunque hay un elemento que podría aclarar el punto. La comida fue en el restaurante La Forcheta de la Kemal Attaturk, y generalmente Fernández invita, por lo menos a los aliados del Bloque Progresista, al restaurante El Lago.

No obstante, y es lo que importa, la burbuja de Leonel Fernández luce asombrosa en la medida que envuelve a sectores que pierden de vista lo principal.

La actual lucha responde a términos del PLD. No es una cruzada por la institucionalidad y democracia del país, como postulan Fernández y sus parciales.

No es la Constitución versus la Reelección, sino Leonel Fernández contra Danilo Medina. Dos reelecciones en pie de lucha, una diferida y otra latente.

El caso es decidir a cuál de los dos se le concede el próximo período, si a Fernández, el retador, o a Medina, el titular.

Sea uno o fuere el otro, siempre será un peledeísta, y nunca -ninguno de los dos -- declinaría a favor de un candidato o partido opositor.   

Por ejemplo, ¿apoyaría Fernández a Wessin, candidato presidencial del PQDC, o a Castillo, del FNP? ¡No juegues, Magino! ¿Qué sentido tiene jugar con las cartas del potencial adversario?

La militancia del PLD puede discernir y asumir la causa de uno o del otro, y tiene medios para determinar cuál garantiza la permanencia en el poder.

Los de fuera no. Políticamente, por tanto, no se entiende ni se entenderá por qué los partidos del Foro afilan cuchilla para su garganta.


Más en Puntos de vista