Listin Diario Logo
18 de noviembre 2019, actualizado a las 10:40 p.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista martes, 08 de enero de 2019

ORLANDO DICE

Los partidos a lo suyo

  • Los partidos a lo suyo
Orlando Gil
orlandogil@claro.net.do

UNO- ABRE ZAFRA Y EMPIEZA MOLIENDA.- Los partidos y los candidatos son muy creídos y piensan que la pava pone siempre en el mismo lugar. La verdad que no, como también es no que tengan -como se decía de Joaquín Balaguer- determinada cantidad de votos -fija- en el bolsillo chiquito del pantalón. Ahora que entra el nuevo año conviene que hagan un conteo de circunstancia, como algo propio,  de manera que no se sorprendan más tarde al considerar las alforjas llenas y estas no llenen sus expectativas. Los equipos o unidades de las encuestadoras andarán en la calle desde esta semana y entre las encomiendas, además de los presidenciales, los congresuales y municipales. Tiempo de zafra, de molienda, de ingenio. Aunque inquieta saber si el trabajo será encargado a firmas nacionales o extranjeras, o cómo afectará a unas y otras la regimentación de ley. Actuaban como los partidos: sin normas, y se daban situaciones que no eran las más apropiadas, pero contra las que no había remedio. La Junta Central Electoral no ha dicho la última palabra al respecto, y parece que este tema lo abordará después que aclare con los partidos lo referente a las primarias. Ninguna empresa, que se sepa, todavía se registra.

DOS-UNA MEJOR ACREDITACIÓN.- Habrá que ver cuál de los ánimos será más decisivo, si el sentirse grande o el saberse reducido. A nivel presidencial puede darse el relajo que ya se prevé, pero tal vez no en lo congresual y municipal. En las presidenciales se descubrió hace tiempo que se gana perdiendo, y eso explica que todos los aspirantes se mantengan hasta el final, aun cuando tienen clara conciencia -desde el principio- que no llegan a la esquina. Lo congresual y municipal sería diferente. Lo sería por el costo, pero igual por la necesidad. Aunque solo los peledeístas se preocupaban de tener senadores, diputados, alcaldes, y no se evidencia un cambio de parecer en los partidos de oposición, ahora podría darse una mudanza de ánimo. Y con mayor impulso procurar puestos en las cámaras y en los ayuntamientos. El Palacio Nacional, el Ejecutivo, seguirá siendo el principal objetivo, pero experiencias recientes hicieron recordar y tener en cuenta que el Legislativo, abundante y bien representado, constituye una fuente real de poder. Las estrategias de oposición nunca son las adecuadas, y las minorías se conduelen. Acreditarse mejor en las cámaras, en cantidad y calidad, sería un contrapeso más efectivo.

TRES-  FECHAS CON DIFERENTES  DESTINOS.- Aunque las elecciones presidenciales y congresuales van juntas en mayo, y habrá seguro arrastre, o de senadores por diputados, o de ambos por el candidato nacional, la estrategia de febrero podría ser diferente. Incluso un mejor discernimiento, y de parte de los partidos llamados grandes y de los pequeños en sí. Todos aspectos, pero será interesante ver como lidian la inteligencia política y la táctica electoral. Las alianzas adelantadas, las cuotas controladas, crean situaciones que afectarán el orden conocido. No podrá darse tanto como en el antiguo o inexistente régimen, y posiblemente sea más rentable a los partidos aliados irse por su lado, buscársela solos, que contribuir al guiso y solo recibir sobras. Estas realidades se imponen, y de verdad se están calculando, pero sobre la marcha, y no como tarea de gabinete.  Los votos propios ahora son más importantes que en consultas pasadas y alcanzar posiciones será cosa de vida o muerte. La ley y el reglamento no tienen por finalidad estropear los propósitos de los partidos, grandes o pequeños, pero estos tendrán que aplicarse a fondo, pues como se pinta el panorama no bastará con arrimarse al buen árbol  o buscar la densa sombra. Batirse al sol sería un riesgo, pero la circunstancia obliga.

CUATRO-  ASPECTOS EN CAUSA.-  ¿En que quedarán los recursos interpuestos ante el Tribunal Constitucional contra la Ley de Partidos? La diligencia se hizo con tiempo, pero los interesados, que se sepa, no apremian a la alta corte y  desarrollan sus actividades políticas como si no fuera a producirse cambio. La Junta Central Electoral sigue cumpliendo con su cronograma, sin pensar en la posibilidad de que tenga que dejar de lado  algunas de sus providencias. Las redes -por ejemplo- a veces pierden la contención, pero después recuperan la prudencia. Sin embargo,  no hay dudas de que será territorio apache, o por lo menos cada sector se prepara para una lucha intensa, creyendo de más en sus posibilidades. En España, y fuera de campaña, se produjo un hecho cercano a las fiestas de Reyes que no se sabe si tendrá consecuencia, aunque se habló de fiscalía y de proceder en justicia. Fue un tuit en que se deseó, en cierto modo, la muerte del presidente del gobierno, aunque en la forma fue una broma o ingenuidad de niño. Quedaron claras sus potencialidades, y aquí se confiaba en su uso como arma efectiva  de destrucción. El control impuesto vía ley inutiliza el instrumento y el TC deberá decidir al respecto.