Santo Domingo 28°C/31°C few clouds

Suscribete

EXPRESIONES

Esos metales

Avatar del Listín Diario
Tomás Aquino MéndezSanto Domingo

¿Para qué una ley contra el robo de metales? Entiendo que en vez de perder el tiempo dizque “endureciendo” los mecanismos de castigo contra los ladrones de estos materiales, lo correcto sería prohibir su exportación. Comparto la propuesta del diputado Carlos Gabriel García encaminado a prohibir por un largo periodo la exportación de algo que nosotros ni producimos. Nadie puede negar que la sustracción de metales se ha incrementado en los últimos tiempos en el país. Lamentablemente, los desaprensivos que se dedican a esta práctica y los “empresarios” que les compran el cuerpo del delito, han escogido como fuente de abasto los puentes, parques, plazas, avenidas, cementerios y edificios públicos. Carecen de pudor y sentido esos que exponen las vidas de miles de dominicanos al sustraer de los puentes el material que sustenta esas estructuras. Es verdad que más de 100 personas han sido detenidas por la Policía al ser sorprendidas apropiándose de esos metales. Pero penosamente solo seis han recibido como “castigo” una simple medida de coerción. La justicia alega que no ha encontrado pruebas suficientes para encerrarlos. Tal parece que los dueños del negocio son intocables. Con un decreto prohibiendo la exportación de metales creo que el robo de metales dejaría de ser un problema. Si eso es imposible, entonces que el Congreso apruebe cuanto antes el proyecto de ley sometido por el legislador García prohibiendo la exportacion de metales desde aquí. Tal vez, pasado un tiempo, el país realice amplías exploraciones y encuentre en el subsuelo inmensas minas que sí permitan que desde aquí se exporten esos metales que hoy no producimos para enviar a otros países. Mientras tanto hay que evitar que siga el robo de metales en puentes y edificaciones estatales. Se debate la colocación de cámaras en lugares estratégicos y eso ayuda, aunque no evitará que sigan los robos. Lo que sí creemos que haría que esto sea cosa del pasado es la prohibición inmediata de las exportaciones, porque es un asunto de oferta y demanda. Sin mercado externo y sin compradores locales desaparecerán los ladrones de metales.

Tags relacionados