Santo Domingo 18°C/20°C clear sky

Suscribete

 La crisis del Lago Enriquillo

Avatar del Listín Diario
Silvio Herasme PeñaSanto Domingo

Imperturbables, sin nada que se le oponga, las aguas del lago Enriquillo siguen expandiéndose sin que nadie pueda suponer siquiera hasta dónde llegarán, pero, sin dudas, hacia algún lado van. Mientras se define el lugar de destino de la expansión del lago, muchas penalidades sufren aquellos que vivían o merodeaban en las proximidades del “Gran Espejo Natural”. Unos vivían de cultivar frutos menores, otros gozaban del privilegio de apacentar ganado y otros se dedicaban a pescar tilapias para venderlas en los alrededores. Quizás los pescadores aún tienen la oportunidad de tener una relación amigable con el lago, los otros han sido penalizados y el gobierno, que tanto prometió en definitiva, poco ha cumplido. Parece que el asunto tendrá que enfrentarlo el nuevo presidente electo, Danilo Medina. ¿Hacia dónde va el lago y por qué?. Bueno, lo primero es que la hoya del lago tiene sus dimensiones y que cuando el contenido rebasa esas medidas entonces recomienza a derramar, escogiendo los niveles más bajos de los alrededores. Dice el ingeniero Leandro Guzmán, a quien se le reputa como experto hídrico, que movimientos telúricos han provocado una reorientación de las aguas profundas que están cayendo ahora al lago. El ingeniero Frank Rodríguez, del INDHRI, invitó a un grupo de expertos, entre los que había hasta de la NASA, a estudiar la razón de que el Lago Enriquillo se esté desbordando en niveles no registrados por la historia de la región. Esos expertos quedaron en estudiar y volver, pero hasta donde tengo conocimiento no han vuelto o no han dado ninguna explicación u opinión sobre el fenómeno. Los que somos nativo de los alrededores del Lago Enriquillo recordamos que de tiempo en tiempo el lago “se recogía”, hasta el punto ocurrió que en una ocasión no faltó quien sugiriera que se le echara agua del mar desde la bahía de Neiba, en Barahona, pero hasta esa oportunidad no supe nunca de una expansión similar del lago, que se dice es el más grande de las Antillas Mayores y Menores. La pregunta crucial aquí es la siguiente: ¿De dónde viene el agua que ha llenado al lago, hasta el punto de que se ha desbordado muy lentamente hacia Jimaní, convirtiendo a Boca de Cachón, una comunidad próxima a Jimaní, prácticamente una tierra lacustre. No hay testigos ni nada escrito que explique el fenómeno actual del Lago Enriquillo y ni las autoridades ni nadie puede impedir que las aguas sigan extendiéndose hasta el oeste de la isla. Jimaní estará en medio del camino si las cosas siguen creciendo. Pero si el gobierno poco ha hecho a favor de los infelices que han perdido sus chivitos, sus vaquitas, sus predios de cultivo y otras actividadesÖ ¿Qué se espera que haga cuando las aguas sigan hasta Jimaní y se presente la posible conjunción ño encuentro de las aguas de la laguna Azueil y el lago?. Se supone que entonces el fenómeno se revestiría de fenómeno de carácter humanitario y se esperaría que las grandes potencias o la ONU acojan los pedimentos de ambos países (Haiti-RD) ante un caso de esa naturaleza. Cuando ocurrió la tragedia Haitiana de enero del 2010 ya el lago comenzaba a extenderse. Por las carreteras que lo circundan pasó la ayuda enviada por el gobierno dominicano hacia HaiatíÖ¿Le prestaron alguna ayuda a los infelices de los alrededores del lago Enriquillo?. Todos sabemos que no. Pasado el tiempo, y ante la persistencia del fenómeno, es justo suponer que la nueva administración de ocupará de resolver la impiadosa realidad de los habitantes en los alrededores del Lago Enriquillo. Lo que más preocupa a la opinión pública es que el tiempo pasa y el lago avanza sin que se tenga una idea de que es lo que espera a la reunión como resultado del desborde del Lago. Ahora que Leonel se va y Danilo llega se produce un compás de espera que en nada beneficia a los damnificados de la marcha, hasta ahora inexplicable, del Lafo Enriquillo. Los pobres de la región del suroeste merecen la atención de los que llegan y que ahí demuestren que es cierto eso de hacer “lo que nunca se ha hecho”. Es una pequeña primavera pruebaÖpero “algo” se debe empezar. ¿Verdad?

Tags relacionados