Santo Domingo 29°C/30°C broken clouds

Suscribete

SONDEO

Agenda de Danilo

Avatar del Listín Diario
Luis Encarnación PimentelSanto Domingo

Como aquí se escuchan y ven las cosas más increíbles, no ha extrañado para nada que al candidato recién electo, Danilo Medina, distintos sectores del país incluyendo algunos de los que activaron y apostaron en su contra quieran imponerle la agenda de trabajo en Palacio a partir del 16 de agosto. Desde plantear el sector perdedor que se conozca la ley de partidos y se modifi que la electoral antes de su juramentación, hasta hablar de que el sucesor de Leonel Fernández debe comenzar de inmediato a cumplir con cosas no contempladas en el presupuesto en ejecución, luce que desde el empresariado, la sociedad civil y hasta de instancia de la oposición quieran abrogarse el derecho de decirle al jefe del nuevo gobierno lo que debe hacer o dejar de hacer, y hasta en qué momento. Alguna de esa gente –que sangra por herida propia o que rumia por la derrota, puesto que sus simpatías eran otras– se olvida que quien ganó, tras muchos sacrifi cios, y luego de vencer un montón de obstáculos, fue Danilo, el mismo que Agenda de Danilo adelantó a los apresurados que decían que era “más de lo mismo”, que él gobernaría con su propio “librito” y que, por lo tanto, prometía que las cosas serían diferentes. ¿Por qué adelantarse a los acontecimientos y no dejar que Medina y su equipo se instale y comience a ejecutar el gobierno y el programa prometido a la nación, y por el que una mayoría votó, antes de volver con las acostumbradas “recomendaciones” o ”pautas” de grupos económicos y voceros de intereses de distinta naturaleza a quien encabeza la Presidencia? Por cierto, se ha hablado de algunos “truños” hacia el nuevo equipo a gobernar, debido a que peligra una vieja práctica de “consulta” a determinadas áreas de infl uencia empresarial. ¿Sería motivo para un “plan mediático” más adelante? En lo que se investiga el caso, cabe resaltar el oportuno reconocimiento del presidente Leonel Fernández, de que la estabilidad macroeconómica del país fue “fundamental“ en el triunfo de Danilo Medina. Con esa gran verdad del amigo presidente, Héctor Valdez Albizu, y su insuperable equipo bancentraliano (todavía le quedaría “mucho por hacer” y por aportar al país), puede darse por satisfecho y dormir tranquilo. Por cierto, son de las cosas con las que no se puede inventar, con todo y la necesidad de cambio y de “caras nuevas” con Danilo. Una cosa es nueva y otra que sea buena.

Tags relacionados