Listin Diario Logo
01 de diciembre 2021, actualizado a las 10:33 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Las Sociales martes, 24 de agosto de 2021

Normas y estilos

La importancia de la vestimenta en el ámbito laboral

  • La importancia de la vestimenta en el ámbito laboral
Juan Tomás
jatomasco@hotmail.com
Santo Domingo

Mucho se habla sobre el impacto de la imagen personal en la autoestima de un profesional, para algunos es un tema superficial el tratar sobre que ropa debemos lucir o que accesorio llevar.   Soy del creer que el poder del reflejo en el espejo no debe ser subestimado, ya que este muestra la imagen que nos puede sostener o quitar la sonrisa y que sería la principal energía para la seguridad en uno mismo”.

Una persona correctamente vestida es la mejor carta de presentación y la principal herramienta que puede tener la empresa dentro del mundo laboral, sobre todo cuando designamos un personal para la realización de las labores que tienen que ver con la atención directa del usuario, de la dirección general, los ejecutivos o socios de la empresa.   El cuidado de los detalles en cada paso dado dentro de la misma es la marca del éxito, y dentro de esos detalles está la correcta forma del vestuario.  El mismo reflejará inmediatamente la personalidad y la educación de la persona que asiste las funciones institucionales.  Cada día este vestuario debe lucir siempre bien limpio, planchado y en perfecto estado de conservación. De nada sirve utilizar ropa de calidad y/o de marca, si ésta tiene manchas, está arrugada, tiene rotos o descosidos. De la misma manera, hay que adecuar el vestuario a la edad, al ámbito y a la ocasión en el que lo vamos a utilizar.

La vestimenta laboral de la mujer:

El vestuario femenino en el entorno laboral debe ser ante todo cómodo. El traje de chaqueta, con falda o pantalón, es la prenda mayormente ideal de llevar por la elegancia que se obtiene. Los mejores colores son los considerados fríos, como toda la gama de grises, azules oscuros y colores tierra.  Se usan camisas o blusas en tonos claros, blanco y pasteles.

También es conveniente la utilización de medias que dan más elegancia a las piernas cuando utilizamos faldas.  El calzado debe de ser de medio tacón, no muy altos y preferiblemente cerrados.  El cabello siempre limpio, con un buen corte o con un discreto moño a la nuca.  Los accesorios pocos llamativos y las manos siempre bien cuidadas, uñas no muy largas y esmalte preferiblemente natural.  El maquillaje natural.  Si fumas no lo hagas en tu lugar ni horario de trabajo, No uses Tatuajes visibles, la perfumería suave.  Recuerde que estas en una oficina no a un pase de modelos. Es tan malo el exceso como el defecto. Hay que ser prudentes.

Vestimenta laboral del hombre:

Para el hombre el vestuario básico y clásico de toda la vida es la chaqueta y la corbata. Aunque en la actualidad se empieza a imponer el vestuario sport. La llamada chacabana o guayabera para algunas ocasiones menos formales de oficina o actividades externas.

En los trajes, se puede apreciar un ligero cambio hacia las combinaciones de colores más atrevidos, cuadritos, azules más claros y otros tejidos; estos cambios serian siempre en actividades menos formales.   Los mejores colores son los considerados fríos, como toda la gama de grises, azules oscuros y colores tierra.   La camisa preferiblemente de blanco. 

El calzado siempre limpio, el más idóneo son los negros de cordones, aunque también hay mucha variedad donde escoger en los mocasines. Calcetines, combinados con el color del traje o del calzado. Complementos tales como gemelos, reloj y alfiler de corbata.

Además del vestuario es importante cuidar el aseo personal.  Tus uñas deben presentar un buen corte, nunca mordidas.  Si fumas no lo hagas en tu lugar ni horario de trabajo, No uses Tatuajes visibles, la perfumería suave, un buen corte de cabello y si usas barba, esta debe de siempre estar bien recortada. La corbata de colores suaves y sin dibujos (de tener dibujos deben ser muy discretos). 

• EL PEINADO: es imprescindible tanto en el hombre como en la mujer, contar con el pelo siempre limpio y con un buen corte; esto permitirá una apariencia agradable y correcta.   En el caso de teñirse, no se debe dejar crecer las raíces. Además, se deben evitar los productos que hagan ver al pelo grasoso, como por ejemplo gel o gomina.


• LAS MANOS: no es necesario un servicio de manicura para lograr tener manos pulcras.   Los hombres deben llevar las uñas bien cortas y limpias. Las mujeres las pueden llevar cortas no muy largas, siempre que estén limpias y muy bien cuidadas. Si están pintadas, se debe mantener el esmalte en condiciones impecables, sino es mejor no pintarlas.


• LOS DIENTES: se deben higienizar diariamente, y además, realizar controles periódicos al odontólogo.

Todos estos detalles sobresalen cuando no se le presta la atención correcta, por lo que hay que dedicarles el tiempo necesario.

 

(El autor es experto en etiqueta y diplomacia)