Santo Domingo 22°C/26°C scattered clouds

Suscribete

proyectos 

Disputa en torno a un río que ha ido perdiendo caudal

El Artibonito, que recorre aproximadamente 321 kilómetros, y el río Dajabón o Masacre, donde proyectan las presas Artibonito y Don Miguel.

Las dos represas serán construidas para aprovechar las aguas de los ríos Artibonito y Masacre o Dajabón.

Las dos represas serán construidas para aprovechar las aguas de los ríos Artibonito y Masacre o Dajabón.Fuente externa

Tanto el río más largo de la isla, como el que la divide de manera natural en dos naciones soberanas e independientes una de la otra, serán el epicentro de construcción de dos presas en el territorio dominicano, de acuerdo a lo informado el pasado lunes por el presidente Luis Abinader.

El Artibonito, cuyo caudal recorre aproximadamente 321 kilómetros, y el río Dajabón o Masacre, se encuentran en la etapa final de los estudios para diseñar las presas de Don Miguel y de Artibonito que allí se construirán.

Este último río nace en la Cordillera Central en la loma Nalga de Maco, provincia Santiago Rodríguez, en la República Dominicana, y trasciende las fronteras desembocando en el Golfo de la Guanaba (Gonâve), del lado de Haití.

El canal que construyen haitianos para aprovechar las aguas del río Masacre.

El canal que construyen haitianos para aprovechar las aguas del río Masacre.Fuente externa

Por su parte, el río Dajabón o Masacre por su nombre en creole, cuya longitud es de 55 kilómetros, tiene su nacimiento en Loma de Cabrera, en la montaña Pico del Gallo, divide naturalmente el territorio de ambos países y tiene su desembocadura en la Bahía de Manzanillo, en la provincia Monte Cristi.

Este afluente, cuya mayor parte recorre la tierra dominicana, pertenece a la cuenca hidrográfica del Atlántico. Drena un área de 858 km² y recibe una precipitación anual de 750 a 2000 mm. En su desembocadura existen varias lagunas que forman el componente hidrológico principal del Parque Nacional Montecristi.

En los últimos años ha perdido su caudal por prácticas no amigables con el ambiente.

Concretamente dos: la primera, que guarda relación con la destrucción del bosque con talas masivas, sin reforestación posterior; y la segunda, la práctica de sacar arena indiscriminadamente del lecho del cauce sin ningún criterio técnico.

El presidente de la República, Luis Abinader, anunció este lunes que están en la etapa final para presentar los diseños de dos presas sobre los principales ríos que hay en la frontera con Haití.

En el caso de la presa de Don Miguel, Abinader dijo que al diseño le resta unos 60 días, aproximadamente, para finalizar su diseño y que tras esto sería publicada la licitación para su construcción.

Agregó que esta tendría un costo superior a los dos mil millones de pesos, pero que sería “pequeña” y con una función “productiva” a favor de los productores agrícolas de Dajabón.

“La presa de Don Miguel es una presa más sencilla, el problema es que decía que el suelo es muy filtrante, lo cual no era bueno para esa presa, pero con la tecnología eso se resolvió. En dos meses se va a terminar los diseños para luego licitar”, indicó.

En el caso de la presa de Artibonito, señaló que está a cargo la Empresa de Generación Hidroeléctrica Dominicana (Egehid), y que la misma está definida como una “presa generadora de energía”.

“Tendrá dos motores y va a generar entre 60 a 65 megas de energía”, indicó el mandatario, al tiempo que previo que el diseño estaría listo para octubre, pasando luego al proceso de factibilidad.

Obras

Etapa de diseño

Construcción.
Estudios realizados por el gobierno están siendo finalizados para la construcción de dos presas en la frontera, según anunció Abinader, durante La Semanal con la Prensa. Dijo que las presas de Don Miguel y de Artibonito, que serían construidas sobre los ríos Masacre y Artibonito, respectivamente, están finalizando la etapa de diseño, y su factibilidad llevará varios meses.