Listin Diario Logo
22 de noviembre 2019, actualizado a las 09:01 PM
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La República martes, 26 de junio de 2018

UNA SOCIEDAD EN APUROS | SERIE ESPECIAL (2)

Videojuegos, celulares, hookah y estimulantes

  • Videojuegos, celulares, hookah y estimulantes

    Nuevas adicciones. La OMS reconoció recientemente que la adicción a los videojuegos es un desorden de salud mental.

Noticias Relacionadas
Doris Pantaleón
Santo Domingo

Definidas y tipificadas como nuevas adicciones, la de los videojuegos es más frecuente en personas menores de 25 años. Muchos de ellos empiezan en la adolescencia con el videojuego, pero luego desarrollan otras adicciones como el alcohol.

Eso se explica, de acuerdo al especialista en manejo de adicciones, Vicente Tapounet Brugal, porque con ese inicio, al cerebro se le enseñó a sentir placer y romper con los compromisos, la puntualidad, falta de interacción e irrespeto a la figura familiar fruto del aislamiento. Entre un 10 o 15 por ciento de los atendidos en el centro especializado que dirige, pertenecen a ese renglón.

Al teléfono
La  nomofobia o adicción al teléfono celular, que es  el  miedo que produce no tener un teléfono en la mano, es otra de ellas, así como la vinculada a tendencias culturales o grupos que desarrollan un comportamiento obsesivo y compulsivo en contra de su funcionalidad con juegos por niveles. Estas personas desarrollan un comportamiento compulsivo y se convierten en adicciones que afectan la funcionabilidad del individuo en áreas que son indispensables para la calidad de vida, como es la de atender las relaciones de pareja e interpersonales, en lo laboral, académico, profesional y recreativo.

Estimulantes y hookah
El especialista explica que como las bebidas energizantes y los fármacos clínicamente prescritos para la disfunción eréctil no producen una modificación del estado de ánimo o de percepción de la realidad,  son drogas, pero no sustancias psicoactivas. Se puede desarrollar una adicción a ellas, pero está relacionada con la necesidad imperiosa de satisfacerse sexualmente.

Sobre la hookah, dice que es un instrumento de fumar, pero que en ella se puede usar cualquier sustancia psicoactiva. “A través de esa actividad sociocultural se podría estar incentivando al consumo de potenciales sustancias que generen dependencia o adicción”.


Más en La República