Santo Domingo 27°C/29°C scattered clouds

Suscribete

Carlos Veitía recuerda primeros días del Teatro Nacional

Carlos Veitía

Carlos Veitía

Carlos Veitía tenía apenas 15 años cuando, el 16 de agosto de 1973, el presidente Joaquín Balaguer inauguró el Teatro Nacional. Hoy nombrado Teatro Nacional Eduardo Brito.

Su madre, la bailarina Clara Elena Ramírez, estaba inmersa también en la organización, ya que llegaban al país bailarines amigo suyos que formaban parte del “Harkness, Ballet de Nueva York”, primera compañía en bailar en la Sala Principal del teatro, además que fue la coreógrafa de las óperas que se presentaron los siguientes días, en las que estuvo bailando como parte del elenco de bailarines.

Veitía que era un estudiante de la escuela de su madre, ese día de la inauguración recuerda el movimiento detrás del escenario y la movilización de una gran cantidad militares ante la presencia del presidente.

La inauguración del impresionante edificio fue un acontecimiento histórico, el cual fue calificado como un elefante blanco, registrándose hasta protestas protagonizadas por una juventud que no veía con agrado la obra del presidente Balaguer, quien en esos años gobernaba “con mano dura”, teniendo una guerra abierta con la juventud dominicana.

Primeras presentaciones

El primer concierto en subir al escenario, el 16 de agosto de 1973, fue ofrecido por la Orquesta Sinfónica Nacional, presentando “Suite Pastoral, concierto en Mi bemol mayor (para dos piano y orquesta) de W. A. Mozart. Solista Manuel Rueda y Oscar Luis Valdez Mena, dirigido por Manuel Simó.

En un segundo acto “Poema” (Violín y orquesta), de E. Chausso. Solista Jacinto Gimbernard. “Gloria” (Misa solemne) de L.V. Beethoven.

El Coro Nacional, dirigido por José Delmonte, con las actuaciones de Terra Garrigoza (soprano), Ivonne Haza de Bisonó (Mezzo Soprano), Arístedes Incháustegui (tenor) y Frank Lendor (bajo). Bajo la dirección de Carlos Piantini.

Otras de las actuaciones memorables, el 22 y 23 de agosto fueron las presentaciones del “Harkness, Ballet de New York”, con la orquesta Sinfónica Nacional, dirigida por Samuel Krachmalnick. El 24 de agosto continuó la Orquesta de Cámara de Londres, la ópera “La Traviata”, durante dos días en el mes de septiembre. Durante las festividades de inauguración se presentó la Compañía Nacional del Teatro Español, con varias obras, entre ellas “Don Juan Tenorio”, “La niña boba” y “El sueño de la razón”.

Para la época fue el quinto teatro más grande de Latinoamérica, y tuvo una inauguración a la altura de un gran teatro. Desde entonces su política se ha basado en darle cabida a lo excelso del arte dominicano e internacional. La profesionalidad de los artistas que suben al gran escenario ha debido estar probada.

En la década del 70 solo la Orquesta Sinfónica Nacional era reconocida como una institución altamente profesional, las demás artes comenzaban a destacarse y a dar pasos importantes para su madurez. Así que el arte dominicano fue creciendo y perfeccionándose conjuntamente iban pasando los años, siendo acogidos para presentarse en la Sala Principal del Teatro Nacional, que se convirtió en el sello, por excelencia, de calidad para todos los artistas, espectáculos, conciertos clásicos y populares, obras teatro y otros que se presentaban en la emblemática sala.

El afamado bailarín nunca imaginó que cinco décadas después tendría a su cargo la dirección del teatro y la responsabilidad de la celebración de su 50 aniversario.

En el puesto va a cumplir un año, pero desde que asumió la dirección comenzó a trabajar en los preparativos de la gran celebración. “Dirigir el Teatro Nacional para mí es una empresa muy seria, estoy consciente que mi función es pública y oficial, que todos pasamos por aquí y que el Teatro Nacional es de todo el mundo, pero si no lo tienes como parte de tu vida, incluso hasta personal, aunque no propio, sería imposible dedicarle tanto tiempo, inclusive hasta 12 horas de trabajo”, explica.

El actual director destacó que el festejo del 50 aniversario es una celebración a la trayectoria y profesionalización del artista escénico y musical dominicano.

“El Teatro Nacional fue un factor de vital importancia para el crecimiento de la clase artística dominicana, porque tener un escenario de rigor que exige al profesionalización de los artistas, fue el motor que impulsó a que hoy tuviéramos una clase artística profesional, la que estamos celebrando en este 50 años de vida que tiene nuestro Teatro Nacional”.

Celebración

Carlos Veitía recordó que la celebración del 50 aniversario inicia el próximo jueves 3 y viernes 4 de agosto sube a escena en la Sala Carlos Piantini “Juana la Loca… ¿Locura o conspiración?”, del dramaturgo y escritor dominicano Manuel Rueda, ganador de esta versión del premio Tirso de Molina, en España, dirigida por Guillermo Cordero.

Contará con las actuaciones de Carlota Carretero y Mary Gaby Aguilera en la piel de Juana adulta y joven, respectivamente. Estarán acompañadas de Elvira Taveras (Reina Isabel), Ernesto Báez (Rey Fernando), José Guillermo Cortines (Felipe El Hermoso), Hony Estrella, (Beatriz de Bravante) Karina Noble, (María de Ulloa), Miriam Bello, (Fátima) Karla Hatton, (Dama de Juana 2), Miguel Lendor, (Obispo 1), Pepe Sierra, (Cardenal Cisneros) y Richarson Díaz (Sacerdote).

Asimismo, contará con la participación en vivo de un coro de 16 voces, dirigidos por Nadia Nicola. Mientras que, la dirección de estilo está a cargo de Pablo Pérez, producción audiovisual de Aidita Selman y producción musical de Junior Basurto Lomba, escenografía, Carlos Ortega y Carlito Ortega.

El 10 de agosto, la Orquesta Sinfónica Nacional, dirigida por el maestro José Antonio Molina, subirá a escena con la Novena Sinfonía de Beethoven. Una coral de 100 voces, junto a solistas cantantes líricos invitados, internacionales y nacionales, que completarán esta famosa obra del gran compositor alemán.

El Voluntariado del Teatro Nacional presidido por doña Melba Segura viuda Grullón se une a esta celebración del 50 Aniversario del Teatro Nacional Eduardo Brito con el Concierto Voces de Oro. Una noche de gala con la magnífica soprano sudafricana Pretty Yende, el tenor español del momento Xavier Anduaga, y el director de la Sinfónica de Canarias el maestro Pablo Mielgo.

En una noche donde contaremos con artistas extranjeros, invitados a sumarse a esta celebración nacional. El día 12 de agosto subirá el telón de la sala Carlos Piantini para disfrutar de esta noche que culminará el mes aniversario.