Listin Diario Logo
06 de diciembre 2019, actualizado a las 12:56 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Entretenimiento domingo, 10 de noviembre de 2019

CONCIERTO

Danny Rivera: la canción romántica no se da por vencida en el Jaragua

  • Danny Rivera: la canción romántica no se da por vencida en el Jaragua

    Danny Rivera durante la interpretación de unos d esus clásicos.Foto: Skypro.

Eliana Ledesma
Santo Domingo, RD

Quedan muchos románticos que irán donde artistas como Danny Rivera los convoque. La noche del sábado fue una muestra cuando el artista puertorriqueño protagonizó un concierto en el teatro La Fiesta del hotel Jaragua, bajo el concepto “Romance sobre el Jaragua”.

Cada canción era un sorbo romántico para que las parejas presentes, y hasta los que estaban solteros o solos, compartieran dulces gestos de amor.

Entonando sus emblemáticas canciones, Rivera mantuvo cautivo a un público que lo sigue durante décadas por ganarse un lugar en el corazón de miles de dominicanos que en pleno siglo XXI cantan y corean el repertorio musical de un artista que forma parte de sus vidas románticas.

“Romance sobre el Jaragua”, idea del productor Pedro García, cobró vida esta vez cuando Rivera puso al público a cantar a todo pulmón los boleros y baladas y poniéndolo a “Amar o morir”.
El puertorriqueño interpretó más de 15 canciones, entre ellas “Amada amante”, “Con las alas rotas”, “Ódiame”, “Dos amantes”, “Madrigal”, “Los hombres de rabia lloran”, “Bajo un palmar”, entre otras.

“Y que las historias que trae la música de una manera u otra, son historias en cada uno de nosotros”, dijo Rivera mientras cantaba una de sus composiciones.

El intérprete de “Para decir adiós” estuvo acompañado 18 músicos.

La orquesta “The Moon Band”, dirigida por el maestro Amaury Sánchez, también protagonizó un set tropical que puso al auditorio a bailar merengue hasta culminar con el show.

“Yo llegué aquí como un joven cantor, aquí me abrieron las puertas”, recordó Danny Rivera.
“Romance sobre el Jaragua” se despidió con la promesa de convertirse en un espacio tradicional para los seguidores de la buena música.