Listin Diario Logo
22 de noviembre 2019, actualizado a las 09:01 PM
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Entretenimiento viernes, 29 de marzo de 2019

PELÍCULA

La comedia de humor "Domirriqueños 2" llega a los cines de EE.UU.

  • La comedia de humor "Domirriqueños 2" llega a los cines de EE.UU.
EFE
Nueva York

El humor de veteranos actores dominicanos llega este viernes a las salas de cines de EE.UU. con "Los Domirriqueños 2", que surgió tras el inesperado éxito que tuvo en Puerto Rico la primera parte de esta comedia, con la que esperan sumar seguidores al trabajo de actores latinos.

La cinta puertorriqueña, protagonizada por los dominicanos Fausto Mata, Tony Pascual y Aquiles Correa y el boricua Jorge Pabón "el Molusco", se verá desde hoy en cerca de cuarenta salas de Nueva York, Connecticut, Florida, Georgia, Massachussetts, Filadelfia, Rhode Island, Texas, y Washington D.C.

Su director, el puertorriqueño Eduardo Ortiz, indicó que cuando se hizo "Los Domirriqueños" nunca se pensó que tendría una segunda parte, pero debido a que se convirtió en la película más taquillera en la historia en Puerto Rico, surgió esta segunda parte.

"Fue la más taquillera por encima de Star Wars, que competía con nosotros (en Puerto Rico). Logramos meter más de 750.000 personas (a las salas de cine) y en este momento en cinco días ya han ido unas 150.000. Ya tenemos escrita la tercera", dijo a Efe Fausto Mata, que estuvo en Nueva York junto a parte del elenco para el arranque en EE.UU.

Mata da vida a "Samuel" que llega a Puerto Rico desde la República Dominicana en busca de su sueño americano, pero, en lugar de continuar su viaje a EE.UU. (la isla es un trampolín para muchos), se enamora en la isla donde también está su madre y convierte en su nuevo hogar.

Pero, confronta problemas al no tener estatus legal y es cuando sus amigos puertorriqueños y cubanos salen en su auxilio.

"Samuel termina haciendo suyo a ese país pero el tiempo no le da para arreglar sus papeles por tener que trabajar duro y se unen los boricuas y los cubanos para ayudarme a que pueda quedarme. La película promueve la unión y el amor entre amigos", dijo el veterano actor.

Esa unión obligada entre dominicanos y puertorriqueños, que no se soportaban, quedó establecida en la primera parte para prevenir la demolición de una cancha de baloncesto con mucho valor sentimental para el vecindario.

Ahora vuelven a juntarse, y a trabajar en un circo, para recaudar dinero y ayudar a un amigo que enfrenta una demanda por un mal trabajo realizado en la residencia de una senadora. La película también cuenta con otros actores puertorriqueños.

En esta segunda parte, también filmada en Puerto Rico, los personajes llegan con más madurez, y al igual que la primera, tiene un mensaje social, comentó por su parte el director.

"Sanky Panky" (2007) fue la película del famoso trío de comediantes que les abrió puertas en Puerto Rico y en Latinoamérica.

"Sanky Panky nos identifica cada vez que viajamos a Europa, Centro y Suramérica. Fue la primera que entró a Puerto Rico y por eso nos llamaron para Domirriqueños. Ha hecho que nos sintamos boricuas sin haber nacido allá", indicó Tony Pascual.

Sin embargo, lamentan que el trabajo realizado que ha abierto puertas a la comedia dominicana no se haya reconocido al mismo nivel en su país.

"Antes llevábamos películas para los dominicanos que estaban en Puerto Rico, en Honduras... Ahora nos quieren los boricuas, los panameños, en Colombia, en Cuba. Lamentablemente en la República Dominicana no se han percatado del nivel que hemos llegado, de la penetración que ha tenido el humor en Latinoamérica", dijo Mata.

"Cuando tienen que enviar a alguien que represente a la República Dominicana en el Festival de Cine de Cannes (Francia), mandan a alguien que hace drama porque creen que la comedia no es cine", argumentó.

Mientras que su colega Aquiles Correa recordó las experiencias que han tenido en sus viajes luego de "Sanky Panky" y aseguró que "ni en sueños" hubiera imaginado que cerraran una tienda para que pudieran comprar tranquilamente, que al viajar en un aeropuerto en Latinoamérica alguien le tomaran la maleta y le sacaran de la cola o que haya fanáticos esperando en un hotel por un autógrafo