Listin Diario Logo
23 de febrero 2019, actualizado a las 04:53 p.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual21ºC30ºC
Entretenimiento domingo, 10 de febrero de 2019
0 Comentarios

SEMANA DE LA MODA

Custo Barcelona y Natti Natasha llevan el glamur rebelde a Nueva York

  • Custo Barcelona y Natti Natasha llevan el glamur rebelde a Nueva York

    La cantante dominicana Natti Natasha camina junto al diseñador español Custo Barcelona durante un desfile en el marco de la Semana de la Moda de Nueva York este sábado, en Nueva York.

EFE
Nueva York

Custo Barcelona, apoyado por la artista dominicana Natti Natasha, llevó este sábado a la Semana de la Moda de Nueva York su afán por un glamur rebelde, que rompe con las normas establecidas, a través de piezas coloristas en las que dominaron los metalizados y tejidos novedosos.

Por la pasarela del abarrotado Pier59 Studio de Manhattan desfilaron un total de 56 looks de esta colección de otoño invierno, "Insta Glam", en la que exhibió sus atributos de modelo la cantante caribeña, considerada una de las estrellas del reguetón actual.

Las prendas que mostró Natti Natasha son una buena representación de la colección del modisto catalán, en la que busca ensalzar la feminidad de la mujer con diseños poco convencionales formados por materiales brillantes, formas geométricas y tonos muy intensos.

"Pensamos que el mercado se ha vuelto muy comercial y tratamos de aportar glamur con nuestra genética de fusión de materiales y de colores", dijo a Efe Custo Dalmau, el creativo detrás de esta marca, que ha llevado sus propuestas a la ciudad de los rascacielos durante los últimos 24 años.

El modisto, insiste, quiere crear "emoción" entre las mujeres para que sigan llenando su armario de ropa poco convencional y se alejen de las líneas más comerciales por las que optan otros modistos y empresas textiles.

"Utilizamos formas experimentales que unidos a la fusión de materiales, algunos muy tecnológicos y otras muy artesanales, siguen esta imagen contemporánea", aseveró el modisto poco antes del desfile.

Custo se sirvió del brillo como hilo conductor de "Insta Glam", en la que se pudo ver una clara paleta de colores otoñales e invernales en vestidos de líneas rectas pero bajos asimétricos de largo midí o por encima de la rodilla.

La modista china Taoray Wang también quiso proyectar hoy una imagen de fortaleza femenina en su colección de otoño-invierno, pero la asiática utilizó el traje entallado para vestir a mujeres poderosas, desde Lauren Hutton hasta Tifanny Trump, a las que considera sus musas.

"El poder significa que podemos cruzar los límites de la edad, las agendas; antes el poder equivalía al control, pero puede ser suave, puede ser dar y compartir, por eso he hecho esta colección", dijo entre bastidores la diseñadora a Efe tras el desfile.

Taoray Wang, nombre profesional de Wang Tao, explicó que se inspira tanto en la actriz Lauren Hutton, por su "estilo y actitud hacia la belleza, la moda y la sociedad", como en la hija menor del presidente Donald Trump, Tiffany, una milenial a la que ve "segura y sofisticada" y que lleva trajes "coloridos, femeninos y sexys".

Precisamente es una de las casas de moda favoritas de la pequeña de los Trump, de 25 años, que asistió en primera fila al espectáculo enfundada en uno de los vestidos nuevos, de terciopelo oscuro, junto a su madre, Marla Maples, y la presentadora Kimberly Guilfoyle, pareja del hijo mayor del presidente Trump, Donald Jr.

Las piezas que mostró la firma china estuvieron generalmente muy acentuadas en la cintura, ya fuera mediante la sastrería de las chaquetas "blazer" de estilo profesional, las lazadas que marcaban algunos vestidos o los cinturones negros que estaban superpuestos en los abrigos.

La colección, llamada "Eternidad", siguió un rango de colores desde los neutros negro y gris, lisos o en discretos estampados de leopardo, serpiente, raya diplomática o "Príncipe de Gales", hasta otros más llamativos, como el naranja óxido o el amarillo yema de huevo.

Wang se apuntó a la tendencia del terciopelo, que se ha visto esta semana en otros desfiles, en algunos vestidos cortos de manga larga más enfocados a la fiesta, en tonos azul noche y morado combinado con negro, y que tenían hombreras y estructura en la parte superior, otra de las notas recurrentes de su propuesta.

Por su parte, el joven diseñador Christian Siriano fue un claro ejemplo de cómo el afán por la exclusividad que suele verse en las pasarelas puede desembocar en un fracaso organizativo, al dejar fuera de su desfile, que se retrasó más de una hora, a un buen número de invitados.

El show se celebró en lo alto del Rockefeller Center, uno de los rascacielos más lujosos pero también más antiguos de la Gran Manzana, por lo que sólo cuenta con tres ascensores que no pudieron cumplir con su cometido con la rapidez necesaria. 

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña