Santo Domingo 20°C/20°C clear sky

Suscribete

Grandes ligas 

¿Por qué San Diego dejó ir a Juan Soto?

Los directivos de los Padres tienen compromisos económicos que limitan la capacidad de mantener a Soto varios años con San Diego

Juan Soto

Juan Soto

Juan José Soto es considerado como una súper estrella de gran valor ofensivo en las Grandes Ligas.

A pesar de que será agente libre en el 2025, cualquier conjunto desearía contar con sus servicios, siendo este uno de los mejores bateadores en los últimos años.

Si los Padres ya tenían asegurado a Soto para este 2024, ¿por qué deciden cambiarlo a los Yankees?

San Diego es una organización que ha invertido lo suficiente para quedar entre los contendientes al título de Serie Mundial.

Los 400 millones a Manny Machado, en dos contratos, también 340 a Fernando Tatis Jr., y Xander Bogaert, que fue firmado por 11 años y 280, entre otros acuerdos multianuales, hacen que los Padres se vean limitados en adquirir a jugadores para contratos multianuales.

Juan Soto, que dijo públicamente que se sentía cómodo en la ciudad de California, no era un candidato a permanecer con el equipo de la costa del pacífico ya que los directivos de ese conjunto tienen muchos compromisos en la nómina.

Soto busca un acuerdo que sobrepase los 450 millones de dólares y poco más de 10 años, según su agente Scott Boras.

Anteriormente el dominicano había rechazado un acuerdo de 440 millones y 15 campañas en su antiguo equipo, los Nacionales de Washington.

Hace sentido que los Padres buscaran cerrar un negocio que le dejara un mayor beneficio de cara a los próximos años.

Liberarse de Soto, y de los 30 millones que se espere cobre esta temporada, deja abierta la posibilidad de que el equipo invierte en otros departamentos del juego.

El cambio entre San Diego y los Yankees incluye al jardinero Trent Grisham, para Nueva York, y a Jhony Brito, Randy Vásquez, Michael King, Drew Thorpe y Kyle Higashioka para los Padres.

Con ese acuerdo, los californianos logran una mayor profundidad en el montículo, partiendo de que su lanzador estelar, Blake Snell, se convirtió en agente libre.