Listin Diario Logo
12 de agosto 2020, actualizado a las 12:27 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte miércoles, 08 de julio de 2020

La Ryder Cup de golf se pospone hasta 2021 por el coronavirus

ESTRELLAS DEL DEPORTE COMO RORY MCILROY Y BROOKS KOEPKE SE PRONUNCIARON EN CONTRA DE CELEBRAR LA RYDER CUP

  • La Ryder Cup de golf se pospone hasta 2021 por el coronavirus

    La Copa Ryder 2020 se pospondrá por un año debido a la pandemia de coronavirus, informó ESPN, diciendo que se espera un anuncio oficial el miércoles. Foto: Franck Fife/AFP.

AFP
Miami, Estados Unidos

El enfrentamiento de golf de la Ryder Cup entre Europa y Estados Unidos de este año fue aplazado el miércoles hasta 2021 debido a la pandemia de coronavirus.

La PGA of America, la Ryder Cup Europe y el US PGA Tour anunciaron que el torneo bienal, que se debía celebrar en Whistling Straits (Wisconsin) del 25 al 27 de septiembre, fue reprogramado del 24 al 26 de septiembre de 2021.

Por las características de la Ryder Cup, su celebración este año estaba rodeada de incertidumbre desde la irrupción de la pandemia, con muchos golfistas manifestándose en contra de jugar sin la apasionada afición que crea una atmósfera única dentro de de este deporte.

"Por muy decepcionante que sea, nuestro mandato de hacer todo lo posible para salvaguardar la salud pública es lo que más importa", dijo el director ejecutivo de PGA of America, Seth Waugh.

"Los espectadores que apoyan a los equipos de Estados Unidos y Europa son los que hacen de la Ryder Cup un evento tan único y emocionante, y jugar sin ellos no era una opción realista", reconoció.

Con los cambios anunciados el miércoles, la Copa de Presidentes, entre un equipo de Estados Unidos y un equipo internacional no europeo, programada para 2021 se retrasará ahora hasta el 22-25 de septiembre de 2022 mientras que la Ryder Cup de Roma será aplazada un año hasta 2023.

Este es el primer aplazamiento de la Ryder Cup desde 2001, cuando los atentados del 11 de septiembre provocaron que el torneo se retrasara un año. A partir de 2002 la Ryder Cup, que se disputaba tradicionalmente en años impares, pasó a organizarse en años pares.

La copa también se había quedado sin jugar entre 1939 y 1945 a causa de la Segunda Guerra Mundial.

El equipo europeo, vigente campeón, conservará un año más el trofeo ganado en Francia en 2018 por 17 1/2 - 10 1/2.

La pandemia de COVID-19, que sigue en expansión en gran parte de Estados Unidos, ha impedido por ahora que los espectadores regresen a los eventos del circuito PGA, que se reactivó a mediados de junio tras una suspensión de tres meses.

Las directrices de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), así como de las autoridades estatales y locales, impulsaron la suspensión por razones sanitarias.

"A diferencia de otros grandes eventos deportivos que se juegan en los estadios existentes, nosotros teníamos que tomar una decisión ahora sobre la construcción de instalaciones para acoger la Ryder Cup de 2020", dijo Waugh.

"Una increíble atmósfera"

El número uno mundial, el norirlandés Rory McIlroy, y el cuatro veces campeón de torneos Grand Slam, el estadounidense Brooks Koepka, fueron algunas de las grandes figuras que se pronunciaron en contra de que la Ryder Cup se dispute sin sus aficionados, cuyos vítores y canciones distinguen a esta competencia por equipos del resto de eventos del golf.

"Consideramos todas las opciones, incluyendo jugar con una asistencia limitada, pero todas las partes interesadas estuvieron de acuerdo en que esto diluiría la magia de esta gran ocasión", dijo el director de la Ryder Cup de Europa, Guy Kinnings.

El capitán de Estados Unidos, Steve Stricker, y el de Europa, Padraig Harrington, mandaron sendos mensajes de vídeo apoyando la decisión.

"Aunque estamos decepcionados por no jugar en septiembre, estamos deseando hacerlo el año que viene", dijo Stricker. "Hasta entonces trabajaremos lo más duro que podamos para intentar ganar de nuevo la copa".

"Sin ninguna duda, los aficionados son una parte esencial en crear una increíble atmósfera que hace a la Ryder Cup tan especial", dijo el irlandés Harrington. "Esperamos con ganas jugar de nuevo la Ryder Cup, en todo su esplendor, el año que viene".

Ambos equipos revisarán la conformación de sus listas. Con el proceso de calificación de Europa congelado hasta enero de 2021, Harrington dijo que los jugadores no deben sentir presión extra para competir en este momento ante los riesgos del coronavirus.

El regreso de la Ryder a los años impares implica que Bethpage Black, cerca de Nueva York, será la sede en 2025 y que la edición del centenario del trofeo se disputaría en Adare Manor (Irlanda) en 2027.

La pandemia ha causado también este año la cancelación del Abierto Británico, que debía disputarse en julio, y el aplazamiento del Masters de Augusta de abril a noviembre.