Listin Diario Logo
26 de septiembre 2021, actualizado a las 11:02 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Las Mundiales domingo, 20 de junio de 2021

Los mexicanos festejan el Día del Padre entre ansias de normalidad y recelo

  • Los mexicanos festejan el Día del Padre entre ansias de normalidad y recelo

    Foto externa, Pixabay

Pedro Pablo Cortés
Ciudad de México

Los mexicanos celebran el Día del Padre este domingo con ansias de recuperar la normalidad tras más de un año de pandemia, pero con recelo por un repunte de casos de covid-19 que ha elevado el nivel de riesgo en zonas como la capital del país.

Esta mezcla de emociones la ilustró Josué Ochoa, quien cargaba un arreglo de flores en el centro histórico de Ciudad de México mientras iba con su hija, su esposa y sus suegros a un restaurante, aunque aún con temor porque no se ha vacunado.

“La verdad no (está mejor la pandemia), esto va pa’ lago, pero hay que cuidarse con el cubrebocas, el gel antibacterial, tomar las medidas necesarias”, manifestó Ochoa a Efe.

RECUPERACIÓN PERO INSUFICIENTE

Por el Día del Padre, que México celebra el tercer domingo de junio, se espera una contribución a la economía nacional de 17.500 millones de pesos (unos 875 millones de dólares), según la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur).

Lo esperado es casi el triple de los 6.750 millones de pesos (337,5 millones de dólares) recabados por esta fecha en 2020, en el primer pico de covid-19, pero aún es 65 % menor a los niveles prepandemia, según el organismo empresarial.

Esto se explica por personas como Marcelo Solís, quien pese a estar vacunado prefirió pasar el día descansando junto a su esposa e hijo porque considera que todavía no es momento para reuniones.

“Tranquilo, de hecho no es una seguridad de que con la vacuna ya nos compongamos, hay que seguir cuidándonos”, observó.

Otros, como Mario Tinajero, aún no reciben la vacuna contra la covid-19, por lo que prefieren pasar el día al aire libre sin acudir a establecimientos o realizar fiestas.

“No, porque todavía estamos en riesgo, todavía no estamos al 100 %, hay que andar con precaución más que nada porque estamos en riesgo todavía”, dijo mientras caminaba con su hijo y su esposa en la Alameda Central.

ENTRE REPUNTE Y OPTIMISMO

México es el cuarto país con más muertes por covid-19 en el mundo, con más de 230.000 decesos, y casi 2,5 millones de casos confirmados.

Tras cuatro meses consecutivos a la baja, la Secretaría de Salud (SSa) reconoció este fin de semana un incremento semanal del 15 % en los casos estimados, un repunte que ha afectado en particular a estados turísticos como Baja California Sur y Quintana Roo.

Además, la SSa reubicó a Ciudad de México en el semáforo amarillo por riesgo epidémico "medio" tras solo dos semanas en verde.

“Nunca tuvo que haber pasado a semáforo verde, aquí la pandemia se ha manejado diferente”, opinó Ruy Herwing mientras paseaba con su hijo en bicicleta.

En un país de 126 millones de habitantes, el Gobierno ha aplicado cerca de 40 millones de dosis de vacunas, con más de 16 millones de personas con el esquema completo, entre ellos Herwing, quien siente optimismo, pero con matices.

“Acaba de fallecer un amigo hace 15 días, de 36 años, no garantiza nada, pero sí es tener un plus que no había antes, todavía falta muchísima gente de vacunar, pero yo creo que se tiene que empezar por algo”, mencionó.

UNA FIGURA REVALORADA

En México existen más de 21,2 millones de hombres mayores de 15 años que se identifican como padres, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

El país adoptó desde 1950 el Día del Padre en el tercer domingo de junio, como en Estados Unidos.

Aunque los mexicanos creen que no se celebra con tanto ahínco como el Día de la Madre, el 10 de mayo, algunos han visto la pandemia como una oportunidad para acercarse a la familia y revalorar la figura paterna.

Entre ellos Juan Gilberto Guzmán, quien aprovechó el día para estar con su hijo pequeño y comprarle regalos, con una perspectiva más positiva que la de hace un año.

“Un poco, yo no creo que al cien, pero yo creo que sí un poquito más que al principio, cuando estaba muy fuerte todo (los contagios), entonces sí es andar con precaución en todos lados", indicó.