Listin Diario Logo
17 de enero 2021, actualizado a las 05:29 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Las Mundiales lunes, 16 de noviembre de 2020

China desarrolla máquina que ahorra mano de obra para tomar muestras con hisopos de garganta

  • China desarrolla máquina que ahorra mano de obra para tomar muestras con hisopos de garganta

    Fuente externa 

Xinhua
Shenzhen. China

Investigadores chinos han desarrollado una máquina que ahorra mano de obra al permitir que los usuarios tomen por sí mismos las muestras al realizar pruebas de COVID-19, sin necesidad de emplear trabajadores médicos.

"La máquina es útil, ya que ayuda a sus usuarios a tomar ellos mismos muestras para hacer el diagnóstico de COVID-19, lo que permite reducir riesgos de infección cruzada a los trabajadores médicos", indicó el investigador líder, Xiao Liehui, del Hospital de Shenzhen de la Universidad Médica del Sur.

La máquina, desarrollada conjuntamente por el hospital y una compañía de tecnología de Shenzhen, se presentó por primera vez en la 22ª Feria de Alta Tecnología de China, que concluyó en Shenzhen el domingo.

Luego de terminar la verificación de identidad a través de un documento de identificación y el reconocimiento facial, la máquina proporcionará herramientas de muestreo. Bajo la guía del video, el usuario usa guantes, escanea el código, recoge hisopos faríngeos y devuelve la muestra a la máquina. Todo el proceso demanda alrededor de cinco minutos.

"En comparación con el tiempo promedio de muestreo manual de tres minutos, la máquina es más lenta, mientras que puede funcionar las 24 horas, lo que ahorrará una gran cantidad de mano de obra y mejorará la eficiencia del muestreo", explicó Liu Yajie, vicepresidente del hospital.

La detección por medio de la prueba de ácido nucleico es uno de los métodos de diagnóstico más importantes para COVID-19. El proceso de muestreo actual requiere que el personal médico use ropa protectora pesada y mantenga contacto cercano con el paciente. Insertar un hisopo de algodón en la garganta puede hacer que el paciente tosa, lo que puede enviar gotas a la cara del trabajador de la salud.

Según un documento publicado por el hospital, la máquina patentada ha sido sometida a ensayos clínicos y es probable que comience a producirse masivamente en 2021.