Santo Domingo 29°C/31°C scattered clouds

Suscribete

DIAA ALHANOUN

Refugiado sirio en EEUU reconstruye su vida usando la comida

Refugiado Sirio Diaa Alhanoun. Foto AP.

Refugiado Sirio Diaa Alhanoun. Foto AP.

Cuando Diaa Alhanoun llegó a Estados Unidos desde Siria como refugiado durante la sangrienta guerra civil de su país, había mucho que no sabía, empezando por el inglés.

Pero había algo de lo que tenía bastante certeza: cualquier otra cosa que el futuro le deparara a él y a su familia, estaba seguro de que iba a incluir a la comida, una constante en su vida desde que dejó la escuela a los 15 años para trabajar en el restaurante de un tío en Damasco.

En estos días él ya trabaja en otro restaurante, pero que es suyo. Junto con un socio, Alhanoun, de 48 años, es el chef detrás del recién inaugurado Sakib, un pequeño local en una esquina de la avenida Bedford en el barrio Williamsburg de Brooklyn, donde prepara la comida mediterránea que aprendió a cocinar cuando era adolescente.

“Llegué con esta idea: espero aprender inglés y ver cómo come la gente”, dijo Alhanoun con un inglés entrecortado que aprendió desde su llegada en octubre de 2016. “Antes de llegar aquí, yo pensaba en el futuro y sabía que quería un restaurante”.

La comida lo ha llevado por todo el mundo: ayudó a abrir un restaurante en Rusia cuando rondaba los 20 años y otro más hace unos años en Sudán, además de trabajar en servicios de banquete cuando vivía en Siria. Su abuelo materno tenía un restaurante, así como cinco de los seis hermanos de su madre, entre ellos aquel con el que aprendió a cocinar.

Alhanoun dejó Siria en 2012 para abrir un restaurante en Sudán, pero para cuando intentó regresar a su país meses después, habían estallado los combates en Damasco.

Vendió ese negocio y huyó a Jordania con su esposa, hijos y otros parientes. Luego llegó a Estados Unidos gracias a un programa de Naciones Unidas que ayuda a desplazados a reubicarse en otros países.

En la actualidad Alhanoun vive en Staten Island con su esposa e hijos, de 18, 17, 9 y casi 2 años.

De todos los lugares donde ha vivido, considera que es a los neoyorquinos a quienes más les gusta su comida. Conserva sus esperanzas en el futuro mientras construye una nueva vida en Estados Unidos.

Actualmente, sueña con un gran restaurante con cupo para muchas personas y un buen futuro para sus hijos.

“Espero que a la gente le guste mi comida”, dijo, “... y que los hijos estudien bien”.

Airbnb anuncia prohibición a “casas para fiestas”

Airbnb Inc. prohibirá las “casas para fiestas” después de que se registrara un tiroteo con saldo fatal en California, ocurrido en una propiedad alquilada a través del servicio, informó el director general de la empresa el sábado.

A través de una serie de tuits, el cofundador y director general de Airbnb Brian Chesky dijo que la compañía con sede en San Francisco incrementará sus labores para “combatir las fiestas no autorizada y eliminar el comportamiento abusivo de huéspedes e invitados”.

Chesky señaló que Airbnb incrementará la revisión manual de reservaciones de “alto riesgo” alertadas en su sistema. También formará un equipo de respuesta rápida dedicado a las casas en que se hacen fiestas.

La compañía retirará a los huéspedes que no cumplan con las normativas, señaló Chesky.

Cinco personas fueron asesinadas en un tiroteo ocurrido durante una fiesta de Halloween en Orinda, un suburbio de San Francisco.

“Lo que ocurrió la noche del jueves en Orinda fue horrible. Lo lamento por las familias y vecinos afectados por esta tragedia. Trabajamos para apoyarlos”, tuiteó Chesky.

Personas con conocimiento de la transacción afirman que la mujer que rentó la residencia le mintió a la anfitriona de Airbnb, diciéndole que alquilaría la propiedad para que su familia, que padecía asma, pudiera escapar del humo causado por los incendios forestales. La fiesta tenía más de 100 invitados, según la policía.

Las casas para fiestas han sido un viejo problema para Airbnb.

En 2018, Airbnb expulsó de manera permanente de su servicio a un hombre que convocó a más de 250 personas en una propiedad alquilada por Airbnb en Seven Hills, Ohio, para una fiesta no autorizada de Año Nuevo, mientras el anfitrión se resguardó en una recámara.

Además, en julio pasado dos personas fueron asesinadas en una fiesta ocurrida en un Airbnb de Pittsburgh.