Listin Diario Logo
26 de junio 2022, actualizado a las 01:08 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La Vida viernes, 03 de junio de 2022

MONTAJE MUSEOGRÁFICO

“Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía

¿Qué se muestra en esta ocasión? Muchas cosas, incluso algunas que nadie ha visto, señala José Guerrero, director del MNHg.

  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
  • “Trujillo: una era de terror”, en el Museo Nacional de Historia y Geografía
Yaniris López
yaniris.lopez@listindiaio.com
Santo Domingo

Un montaje museográfico sobre la era de Trujillo y su ajusticiamiento fue inaugurado en el Museo Nacional de Historia y Geografía (MNHG) a propósito de conmemorarse, el pasado lunes 30 de mayo, 61 años de la muerte del dictador.

Se trata de la primera muestra museográfica completa y formal del MNHG luego de que abriera varios de sus espacios al público hace ya varios meses, tras permanecer cerrado por más de dos décadas.

Y lo hace con el personaje más “trillado” de la historia dominicana; un personaje del que, como dice el director del Museo, el historiador José Guerrero, siempre hay algo que contar o mostrar.

“Es un tema que nunca se agotará porque Trujillo, su gobierno; sus acciones políticas,  económicas y culturales fueron definitivas en la conformación de lo que es hoy República Dominicana”, comenta el catedrático universitario.

¿Qué se muestra en esta ocasión? Muchas cosas, incluso algunas que nadie ha visto, señala Guerrero, como objetos que usaba Trujillo para su aliño personal.  

Luego de gobernar de manera dictatorial por 31 años, Rafael Leonidas Trujillo (San Cristóbal, 1891) fue asesinado el 30 de mayo de 1961 cuando se trasladaba de la capital a su ciudad natal. 

Guerrero expresa que, como parte de la colección y de la muestra, “nosotros tenemos la única pieza que ha sobrevivido a esa noche del 30 de mayo, que es ese carro propiedad de Antonio de la Maza, que era manejado por Huáscar Tejeda y Pedro Livio Cedeño. Los demás carros han desaparecido, las armas desaparecieron, los testigos ya murieron; lo único que queda para mostrar es ese carro que está ahí”.

En el baúl de ese vehículo se trasladó el cadáver de Trujillo hasta la casa de Juan Tomás Díaz, en la calle César Nicolás Penson, la noche del ajusticiamiento.

¿Qué más? Entre fotos, cuadros y paneles informativos, los visitantes verán uno de los 500 trajes que poseía Trujillo y algunos de sus  cosméticos.

Navaja y brochas para afeitar, perfumes, cremas, tijeras, tónico para la piel y otros elementos muy personales se pueden apreciar en una vitrina.

“Trujillo tenía una obsesión por el aliño personal, era un narcisista, algo que tiene que ver con el culto a la personalidad que luego él exigió”, explica Guerrero a Listín Diario.

También se exhibe una réplica de la silla eléctrica usada para torturar a los enemigos del régimen que caían presos.

“Los museos no pueden abusar de las réplicas ni de las reconstrucciones, pero esta tiene un valor, y es que fue confeccionada en 1980 con la aprobación del Grupo Testimonio, es decir, gente que fue torturada por Trujillo que le dijeron al museo cómo podía construirse, cómo era que funcionaba. Entonces ya tiene ese valor agregado”, sigue Guerrero.

Una de las tantas máscaras mortuorias hechas al tirano y una esquela invitando a una misa por su muerte en Moca, así como un busto (colocado tirado para simbolizar la caída de la dictadura) llamarán la atención de los visitantes, entre otros objetos.

¿Hasta cuándo?

Guerrero informa que el montaje permanecerá abierto hasta que se habiliten todas las salas del museo, siete en total.

Actualmente el público que se acerca al edificio ubicado en la Plaza de la Cultura puede apreciar el piano –restaurado- donde el maestro José Reyes compuso y tocó el Himno Nacional en 1883, la evolución del escudo dominicano y el Black Jack, el barco en el que arribó el coronel Francisco Alberto Caamaño y ocho compañeros a Playa Caracoles, en febrero de 1973, con el propósito de restaurar el gobierno del derrocado Juan Bosch.

“Los museos no solo son piezas, textos e imágenes; son también videos y mucha tecnología.  Nosotros tenemos en exhibición ese yate de Caamaño, entonces vamos a ver a Caamaño hablando ahí con los guerrilleros, arriba, en un holograma”, adelanta el maestro.
 

DE INTERÉS

- El MNHG se inauguró el primero de marzo de 1982. “Fue la última gran obra del presidente Guzmán”, recuerda José Guerrero.
- El museo contará con dos salas de Geografía: física y humana, “porque si la historia no tiene geografía no es historia”. 
- Inventario y restauración. De acuerdo con Guerrero, la prioridad del museo en estos momentos es restaurar y mostrar las piezas de los distintos períodos de la historia dominicana que se encuentran en el depósito.