Santo Domingo 28°C/30°C light rain

Suscribete

TENDENCIA EDUCATIVA

Retos y desafíos de la capacitación por competencia

Rocío De Prato, directora del Instituto de Capacitación Dominicano (ICD), dice que esto implica lograr una actuación integral, es decir, con actitud y aptitud: ética, disposición, habilidad, destreza, talento, creatividad e idoneidad.

Las competencias laborales son las capacidades reales y demostrables para realizar con éxito una determinada actividad en el ambiente laboral, en un contexto específico.

Su formación implica lograr una actuación integral, es decir, una actuación con actitud y aptitud: ética, disposición, habilidad, destreza, talento, creatividad, idoneidad e incumbencia entiende Rocío De Prato, directora general del Instituto de Capacitación Dominicano Félix Evaristo Mejía (ICD). Comenta que, esta formación integral requiere una preparación en los distintos tipos de competencia. Competencias técnicas: se refieren a la alta especialización para el desarrollo y el desempeño de una tarea.

Competencias básicas: estas son fundamentales para vivir en una sociedad. Tienen que ver con cómo las personas se relacionan, cómo manejan el liderazgo y el trabajo en equipo.

Competencias genéricas: estas son transversales para todas las profesiones, trata sobre la cualidad que las personas tienen para gestionar recursos, estos pueden ser físicos, económicos, de acompañamiento, etcétera.

FORMACIÓN EN COMPETENCIAS En el mundo actual existen una serie de retos y desafíos para organizar la sociedad y el desempeño de quienes vivimos en ella. Gracias a la evolución que transcurre día tras día, lo que no permite que las cosas que aprendimos una vez, nos funcionen por siempre, de manera que sea perdurable.

El sistema educativo presenta una serie de retos y desafíos internacionalmente. Y República Dominicana está en proceso de transformación. Donde hay situaciones que ameritan resoluciones que solo pueden lograrse a medida que haya competencias, pero estas implican formación.

El término ‘formación en competencias’ en el país se está volviendo una moda, por el interés de todos los niveles del sistema educativo de abordar procesos de educación e información que se ajusten a la realidad de la vida social, dice De Prato.

Saber hacer, saber ser y saber convivir La formación en competencias no consiste únicamente en conocimiento, sino que se refiere a la conducta de una persona de saber hacer, saber ser y saber convivir. Es decir, desde saber convivir, comportándose como un ciudadano con valores y ética; saber hacer cualquier actividad con destrezas diferentes de acuerdo a su contexto, y aprender a hacer de los conocimientos vigentes una forma para desarrollar innovación es formación en competencia.

Rocío De Prato, directora general del Instituto de Capacitación Dominicano Félix Evaristo Mejía (ICD), entiende que innovación implica desde la experiencia que vas desarrollando hasta procedimientos que se ajusten a lo que se busca.

Retos y desafíos Es importante saber que los desafíos inician desde la deficiencia del sistema educativo que no forma en competencias básicas y técnicas desde el preescolar hasta el grado, creando expertos teóricos mas no prácticos.

“El desafío es hacer un cambio de paradigma educativo, que nos lleve a aprender a aprender. Reconocer la realidad como es, sistemática, compleja y cambiante, en la cual el aprendizaje debe ser dinámico, porque estamos en proceso de evolución”, puntualiza.

Otro de los desafíos que cita es la veloz globalización, que hace frente a permanentes cambios en el ámbito social, productivo y organizacional. En este particular se hace necesaria la integración de los diversos sectores para que haya una evolución y un proceso de mejoramiento, es decir, realizar una misión y visión compartida en los sistemas educativos.

“Estamos viviendo un proceso de alfabetización tecnológica, pero no integral, en el que la preocupación es el conocimiento. Esto solo no hace productiva una empresa. Es importante conjugar todos estos aspectos”, sostiene De Prato.

Sobre los retos, dice que uno muy importante es educar más allá de lo técnico. Es ser buenos seres humanos, tener ética, valores y ser críticos porque quien no cuestiona no puede innovar.

La innovación es otro de los grandes retos que presenta la educación actual. Busca competir en excelencia. “Es necesario tener la capacidad de innovación, adaptación y saber enfrentar situaciones inesperadas de forma exitosa”, admite De Prato. Crear un sistema integral en el que el individuo aprenda a pensar y de esa manera resolver los problemas es otro de los retos que tiene el profesional competente.

Un reto es estar permanentemente actualizando, pero esto implica una serie de destrezas y habilidades para tener la disposición de aprender de manera permanente, ya que todo el tiempo no se puede estar colegiado.

Qué implican estos retos Éstos traen consigo la transformación del sistema educativo que se traduce en una formación integral, en la que no se trabaje solo contenidos, sino que se apliquen las herramientas para resolver problemas, tomar decisiones, y trabajar los procesos para innovar las formas de realizar los procedimientos que anteriormente entraban en el sistema tradicional. Forman parte también de los objetivos que se buscan con esta transformación la evolución interinstitucional del desempeño competitivo para ajustar contenidos, mejorar metodologías, realizar permanentemente acompañamiento de aprendizaje y reforzar la calidad de las distintas formas de evaluación.

(+) FORMACIÓN DE LAS UNIVERSIDADES DEL PAÍS Las universidades están formando profesionales expertos en el área teórica, pero en base a programas del siglo XIX, en los cuales los responsables de formar a la nueva generación fueron capacitados en el siglo XX, y no compiten con los requisitos exigidos por la sociedad actual. Los estudios realizados en el país apuntan como un desfase la ruptura que se tiene en base a las realidades.

En República Dominicana se está haciendo un gran esfuerzo para formar profesionales competentes. Desde las más altas esferas del Estado se han hecho manifestaciones públicas a través de los medios de comunicación y, desde ahí se inicia el desafío en cómo hacer que esas buenas intenciones que se están generando se traduzcan en acciones. La directora del ICD considera que el país debe enfocar los esfuerzos en las diferentes esferas de la sociedad y aprender las cosas que ahora se necesitan para hacer frente a los nuevos tiempos sin que se pierda lo antes aplicado.

Tags relacionados