Santo Domingo 27°C/30°C scattered clouds

Suscribete

¿Qué se puede esperar del covid-19?

Expertos ven con optimismo el paso de pandemia a endemia

En los momentos más álgidos de la pandemia, la gente tuvo que hacer fila para todo tipo de actividad en bancos, oficinas o puntos de vacunación.

En los momentos más álgidos de la pandemia, la gente tuvo que hacer fila para todo tipo de actividad en bancos, oficinas o puntos de vacunación.

Avatar del Listín Diario
Doris PantaleónSanto Domingo, RD

El mundo tiene dos años bajo la pandemia del Covid-19, declarada así por la Organización Mundial de la Salud (OMS) el 11 de marzo de 2020. República Dominicana cumple el próximo primero de marzo, dos años bajo el impacto del virus, tras diagnosticarse el primer caso importado.

Desde entonces muchas cosas han vivido los dominicanos: momentos de mucho temor y pérdidas; de grandes tensiones y presiones al sistema de salud; de cinco olas del virus con comportamiento de picos, mesetas y baja incidencia; de medidas drásticas con encierros y restricciones y otras menos rigurosas y relajamiento hasta concluir el pasado miércoles 16, en la eliminación total de las restricciones.

Transcurridos esos 24 meses, todavía investigadores, estudiosos y especialistas dominicanos que han seguido de cerca el comportamiento del virus, no se atreven a predecir el tiempo exacto que falta para que se elimine la alerta de pandemia, pero se muestran optimistas en que este año 2022, tras el gran impacto de la variante ómicron, podría ser clave para pasar de estado de pandemia a endemia del Covid-19.

De lo que sí están seguros es de que la pandemia ha dejado muchos aprendizajes a la población, al Gobierno y al sistema de salud; que la presencia de nuevas variantes continuará y que el virus seguirá circulando por mucho tiempo en baja incidencia fruto de la población susceptible, por lo que entrará al esquema de vigilancia epidemiológica permanente.

Además, saben que la ciencia debe encaminarse a desarrollar vacunas universales y nuevos medicamentos.

Las visiones que tienen los estudiosos dominicanos, Marcos Espinal, de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Washington; José Yunen, especialista en medicina crítica y manejo de pacientes ambulatorios con Covid, y el investigador de la Universidad Iberoamericana (Unibe), Robert Paulino, fueron expuestos a Listín Diario, en entrevistas separadas.

¿Cuáles son las predicciones? El doctor Espinal entiende que se debe ser cauteloso con las predicciones, porque siempre habrá un margen de error y con este virus las mismas no han sido muy precisas. Entiende que quizás la erradicación del SARS-CoV-2 (Covid-19), como pasó con la viruela, no será posible y que “deberemos adaptarnos como hemos hecho con otros virus como la influenza, por ejemplo. No sabemos si tendremos otras variantes más agresivas. No sabemos si Covid-19 se convertirá en un virus estacionario. Quizás tengamos que vacunarnos todos los años como ahora lo hacemos con la influenza”, advirtió.

Aunque reconoce que hay puntos de vista encontrados, el doctor Yunen es de los que piensan que el final de la pandemia está cerca, pero que no ha terminado. Entiende que aún es muy rápido para cantar la victoria completa, pero se está en la escala de más vencedores que vencidos. Dice que aún hay factores que permiten que el virus mute, pero es indiscutible que ha perdido potencia, por lo que señala que “estamos cerca del fin. Nos referiremos al fin de la pandemia, pasando a endémico el SARS CoV-2 Covid -19”.

El doctor Paulino entiende que lo primero que se observará de la evolución del virus y la pandemia es una tendencia al proceso de endemicidad, la cual se alimenta de un grupo poblacional determinado, entre ellos los niños que van naciendo, por lo que el Covid-19 deberá entrar dentro de la lista de enfermedades de la infancia. “Una vez que se puedan estabilizar las cifras de incidencia del virus entre 1 a 2% a nivel mundial, se puede hablar de eliminar la determinación de pandemia para dar paso al nivel de endemia”.

¿Cuál podría ser el porvenir de la pandemia? “Si dijéramos qué va a pasar en el tiempo, vamos a tener que el virus se va a mantener circulando en bajas cantidades, frecuencia e incidencia; segundo que vamos a tener que generar un sistema de vigilancia centinela para poder observar cómo se va comportando y cambiando, porque la variabilidad o presencia de nuevas variantes continuarán”, considera el doctor Paulino.

Desde la óptica del doctor Espinal, todo parece sugerir que el virus “estará con nosotros por largo tiempo y, quizás podría ser para siempre”, pero con una capacidad reducida de sobrecargar los hospitales o grandes olas de casos, y que surgirán nuevas y mejores herramientas en prevención, medicamentos y diagnósticos, que podrán ser adquiridas de manera preferencial por los gobiernos de la región a través del Fondo Estratégico de la OPS.

“Lo que esperamos es que el virus se haga endémico y periódicamente cause brotes parecidos a los de la influenza y otros virus cada año. La ventaja es que ya lo conocemos, sabemos cómo tratarlo y esperamos que esto sea lo que ocurra”, señala el doctor Yunen.

¿Hasta cuándo podría extenderse la pandemia? “Como pandemia, no creo que pase más de verano 2022 y como mucho a finales de 2022. Pero claro, hay variables que pueden cambiar el panorama. No podemos cegarnos”, responde con varios argumentos más el doctor Yunen a esa pregunta.

Asimismo, Paulino entiende que todavía se tendría un año más bajo la condición de pandemia, ya que la cobertura de vacunación a nivel mundial anda por un 49%, muy lento, pero que eso va a variar dependiendo de los esfuerzos globales de todos los países, tal como se hizo para erradicar la viruela. Explica que la condición de endemia significa que se deben generar programas nacionales de vigilancia, manejo, identificación diagnóstica del virus y vacunación.

Asimismo, para el doctor Espinal este año 2022, puede ser clave para esa transición de pandemia a endemia, y aseguró que los organismos internacionales monitorean la situación muy cuidadosamente y recuerda que un organismo internacional no puede tomar una decisión porque dos o tres países empiecen a levantar las medidas de prevención.