Listin Diario Logo
14 de noviembre 2018, actualizado a las 02:00 a.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual22ºC31ºC
La República viernes, 15 de junio de 2018
0 Comentarios

REPORTAJE

Monjas requieren equipos para elaborar hostias

LAS HERMANAS CARMELITAS, ENCARGADAS DE FABRICAR LAS FORMAS QUE LUEGO DE CONSAGRADAS SE CONVIERTEN EN HOSTIAS, VIVEN MOMENTOS ECONÓMICOS PRECARIOS

  • Monjas requieren equipos para elaborar hostias

    Recinto. Este es uno de los cinco centros que tiene en el país el Monasterio de Nuestra Señora del Carmen, ubicado en Licey al Medio.

  • Monjas requieren equipos para elaborar hostias
  • Monjas requieren equipos para elaborar hostias
Leoncio Peralta
Santiago

La evidente falta de equipos para la elaboración de hostias en un centro de las Hermanas Carmelitas, del Monasterio de Nuestra Señora del Carmen,  amenaza con dejar a los feligreses sin el pan sacramental para las misas en las iglesias católicas de esta provincia y otras zonas del país.

En efecto, la hostia, un trozo de pan ácimo (sin levadura) de harina de trigo con forma circular que se ofrece en las misas cristianas, ya registra una acentuada escasez y se teme cause un duro revés a la solemnidad de la consagración de la feligresía si no recibirse ayuda inmediata.

El Monasterio de Nuestra Señora del Carmen, conocidas como Las Carmelitas ,tiene uno de sus cinco centros del país en la comunidad de Licey, y es el primero que llego a nuestro territorio hace 63 años, impulsado por religiosas españolas de esa congregación y una dominicana, que primeramente se ubico en San Jose de las Matas, desde donde hace 56 años llegaron al lugar que ocupan.

En ese centro de religiosas de clausura residen en la actualidad 21, que juegan un papel importante que incide en el resto de la Iglesia, ya que son las que elaboran los atuendos de los presbíteros, que tienen diferentes nombres y la base fundamental de la misa católica como es  la Forma, que al consagrarse se conoce como la Hostia, o Cuerpo de Cristo.

Con tan seria responsabilidad sobre sus hombros, se entiende que no deberían vivir al sobresalto, en función de precariedades materiales, ya que ellas mismas deben buscar la materia prima para ese símbolo tan esencial en la liturgia y la vida cristiana.

Las hermanas Grecia del Carmen Abreu Báez, Maricela Altagracia Jimenez y Maria Nieves Torres, con muchas reservas y cautela ofrecen declaraciones a LISTIN sobre su desenvolvimiento y misión, pero no aceptan ser captada para las cámaras, ya que su esencia es la privacidad.

Abreu Báez, la más expresiva de las religiosas, cuya congregación que tiene su sede en Roma con  más de ocho siglos funcionando, expone sobre las necesidades que tienen ya que sobreviven gracias a la solidaridad de la comunidad cristiana, pero necesitan con urgencia de equipos para elaborar las Hostias y otros objetos religiosos que construyen.

Los equipos
Las Hermanas del Monasterio Nuestra Señora del Carmen, en su centro de espiritualidad, hicieron un llamado a la solidaridad, para lograr la suma de dinero que necesitan para adquirir los equipos, en especial una máquina, para elaborar las Formas, que son las que se entregan a todos los creyentes en las misas.

Para adquirir esa maquinaria en España necesitan 154,600 Euros. Ya tienen una parte, pero le falta una cantidad superior a la que poseen. La Hermana Abreu explica que con los actuales equipos, en condicion rudimentaria, pierden mucho tiempo y desperdician gran cantidad de materia prima que encarece el proceso.

“Suplimos a las parroquias que nos ayudan con algunos recursos, pero no cubre para la materia prima de las Formas, que luego de consagradas serán las hostias. Tenemos cada día mayor demanda de otras partes que no le podemos  suplir, y por eso la necesidad de adquirir esa maquinaria”, expresa.

Las religiosas dijeron esperar que aparezcan las manos solidarias para lograr los fondos que necesitan para esos  equipos y también ayuda para otras necesidades, ya que junto a su convento hay un templo y ese complejo de edificios cuesta mucho mantenerlo en agua, luz, teléfono,  limpieza y otros gastos.

Además de los atuendos para los dignatarios católicos y las hostias que ellas elaboran, tienen como misión fabricar muchas de las figuras como ornamentos e imágenes que se exhiben en los templos, lo que requiere de materia prima e instrumentos que ahora no tienen en cantidad suficiente.

Las religiosas indican que la jerarquía de la Iglesia desea ayudarla, pero que no cuenta con los recursos necesarios, ya  que inclusive todavía hay que realizar pagos de la remodelación que se le hizo a la Catedral, hace ya varios años. Las Hermanas Carmelitas reconocen que pueden mantener su centro aun con muchas  precariedades gracias a la solidaridad de la comunidad, de personas generosas que le extienden la mano con ayuda material.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña

Descubre