Listin Diario Logo
17 de noviembre 2018, actualizado a las 12:44 a.m.
Suscribete al Listin Diario - News Letter
*
Santo Domingo
Clima Actual22ºC31ºC
Entretenimiento lunes, 04 de junio de 2018
0 Comentarios

1920-2018

Los merengueros no fueron al último adiós a Joseíto

  • Los merengueros no fueron al último adiós a Joseíto
  • Los merengueros no fueron al último adiós a Joseíto
Adriana Peguero | María Isabel Hiraldo
Santo Domingo

Un solo merenguero, Kaki Vargas, llegó hasta la última morada de Joseíto Mateo. Los demás representantes del ritmo al que “El Rey” entregó su corona, brillaron por su ausencia. Eso sí, los merengues que lo hicieron famoso fueron sonados a todo volumen en Puerta del Cielo, donde el sábado el artista fue sepultado.

“El negrito del batey”; “Caña dulce, caña brava”; “Desde que la vi, me enamoré de ella” y “Merengue es mucho mejor” sonaron uno tras otro en el camposanto, donde familiares, amigos y artistas fueron a darle el último adiós al “verdadero negrito del batey”.

El Rey del merengue murió el viernes 1 de junio, luego de permanecer ingresado en el Hospital de las Fueras Armadas en Santo Domingo, tras ser diagnosticado con leucemia meses antes.

“Me retiro cuando muera. No me retiraré yo, me van a retirar los años”, había declarado entre risas “el Rey del merengue”, quien a la hora de su muerte había cumplido 98 años de edad.

A pesar de su edad, Joseíto seguía demostrando su fuerza interpretativa y su destreza en el escenario, tal y como lo hizo en la premiación del Soberano del presente año cuando fue homenajeado. Y es que la labor profesional de Mateo se ha extendido por más de 80 años, por lo que constituye un importante referente de la dominicanidad y su cultura musical.

Su estilo se caracterizó por su participación en escena, la cual enriquecía con su forma de bailar y cantar. Su hijo, Joseíto Mateo Junior, quien dio el panegírico, agradeció en nombre de la familia al país, por amar a su progenitor.

“Mi padre, lo que me trajo a mí y todos los que estamos aquí, fue alegría y nosotros por eso tenemos que devolverle a él toda la alegría que se merece. Las lágrimas que derramo en estos momentos son de regocijo, porque Dios me dio la oportunidad de tener un padre famoso y amado por millones de personas”, dijo.

El hijo manifestó que no esperaba que el día de su partida llegaría tan pronto, por lo cual no asegura no olvidará ese momento en que su cuerpo descendió al fondo de la cripta.

Sin embargo, también dejó bien claro que él es parte de la familia del artista y que a pesar de que nadie lo conoce ni sabe quién es él, es su hijo. Sus palabras evidenciaron que quedan asuntos familiares pendientes de dejar claros.

Además de Kaky Vargas, en la ceremonia estuvo presente la ex merenguera de la Chicas del Can, Gisselle Báez.

Kaki sostuvo que “todos tuvimos que leer el libro de Joseíto Mateo para poder aprender esta difícil carrera de la música” y resaltó que él fue “mi gran profesor, y sé que Dios le tiene un lugar especial en el cielo, en donde será recibido con los más altos honores de la orquesta celestial”.

Luego agregó: “Si el merengue muere, morirán las próximas generaciones y nunca volveremos a tener identidad, porque el merengue es lo que nos identifica y sé que era el más grande de los sueños, de los anhelos, del mejor de todos los tiempos, el inmenso, el gigante, el irrepetible, don Joseíto Mateo”.

Colegas

SENTIR.

Eddy Herrera explica que a pesar de la pérdida lamentable por la que están pasando el pueblo dominicano, desea recordarlo con esa calidez, energía, la sonrisa permanente, su forma tan jocosa y sana de siempre ver la vida y compartir la alegría con todos los dominicanos.

“Estuvimos juntos en un concierto en Bellas Artes y él estaba con su bastón, en ningún momento dejo caer el ánimo”, agregó.

El salsero Michelle “El buenón”, expresó “fue uno de los dominicanos más auténticos que hemos tenido y representación del merengue que ya ha sido declarado patrimonio de la humanidad, es un gran dolor, lamentablemente.

Gracias a Dios vivió larga vida para un ser humano”.  

EL PESAR

Para el compositor Rafael Solano, Joseíto Mateo ha sido uno de los más grandes intérpretes y difusores de la música, de la cultura popular en la República Dominicana, no solamente por su canto, sus presentaciones, también por sus composiciones sus merengues que son verdaderamente íconos que en el campo de la composición popular, el país tiene una gran pérdida. “Pero en estos momentos no podemos lamentarnos, nos dio una larga vida, disfrutamos de él".  

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Comentarios | No tiene cuenta? Cree su cuenta | Recuperar contraseña
Debe estár logueado para escribir comentarios
Usuario
Contraseña
Descubre