Listin Diario Logo
03 de diciembre 2021, actualizado a las 07:50 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte jueves, 30 de septiembre de 2021

ANALISIS

La necesidad de la Ciencia en el Deporte

  • La necesidad de la Ciencia en el Deporte

    Gilberto Soriano, abogado-presidente de ADEDEP. 

Gilberto Soriano R.

Dicen que argumentar contra un hecho que ha tenido éxito es difícil. Hago esta afirmación a raíz de que desde el año 2004 en los Juegos Olímpicos de Atenas hasta los recién finalizados juegos de Tokio, es decir, los últimos cinco ciclos olímpicos, la República Dominicana ha conseguido medallas en cada uno de esos eventos, lo cual representa un logro significativo cuando nos referimos a atletas de alto rendimiento.

Como el deporte en nuestro país no se analiza, ni se debate, en consecuencia no se aplica como ciencia, muchas veces desconocemos las causas del porqué alcanzamos determinados objetivos.

En base a lo expuesto nos realizamos la siguiente pregunta ¿Cuál es el fundamento, partiendo de la ciencia, para que República Dominicana haya alcanzado logros tangibles en la alta competición en los últimos 20 años?

En el año 1994 el Estado dominicano firmó un acuerdo con el Estado cubano, empresa Cuba Deportes, mediante el cual se enviaban una serie de profesionales para trabajar con las selecciones nacionales.

Entre ellos, llegaron al país médicos con especialidad en medicina deportiva, metodólogos, psicólogos deportivos, terapeutas, entrenadores, etc. No solo en República Dominicana se dio este fenómeno, sino que los cubanos se expandieron en gran parte del mundo porque aplicaban la ciencia en el deporte.

Cada uno de los atletas dominicanos que han logrado medallas en los respectivos ciclos olímpicos tienen un vínculo relacionado al trabajo realizado por los cubanos en República Dominicana, por ejemplo, el proyecto de las Reinas del Caribe inició con el cubano Jorge Pérez Vento, de esa misma manera Gabriel Mercedes, Félix Díaz y por último Marileidy Paulino, quien participó en Tokio, su base de desarrollo es con un entrenador de Cuba, Yaseen Pérez.

Para que no surja el nacionalismo impregnado en nuestro interior, lo que queremos enfatizar es la aplicación de la ciencia en el deporte en República Dominicana, herramienta traída por los cubanos a nuestro país, lo cual ha dado como resultado logros tangibles que nos han permitido colocarnos en un sitial de notoriedad internacional.

Luego de casi tres décadas de aquel acuerdo histórico entre ambos países, los resultados en obtención de medallas son indiscutibles. Ahora bien, existía en el acuerdo trabajar en la capacitación y en la formación académica de nuestro personal deportivo, donde hoy en día la deficiencia en el recurso humano sigue siendo el gran desafío del deporte nacional.

Aun con la presencia del personal cubano, la mayoría de nuestros entrenadores son empíricos lo cual no posibilita un avance.

El Ministerio de Deportes ha anunciado la ruptura de este acuerdo, aunque han realizado un esfuerzo por capacitar al vapor algo que no se logró en décadas. Es evidente que será insuficiente.

Por tal motivo la Asociación Dominicana de Derecho Deportivo (ADODEP) planteó la necesidad de la creación del Instituto Superior de Ciencia para el Deporte basado en la Estrategia Nacional de Desarrollo

Ley 1-12 , en su objetivo general 2.7 que manda: “Garantizar la profesionalización y el mejoramiento de las condiciones de trabajo de los recursos humanos del área de deporte y la recreación para elevar la calidad del servicio prestado”.

De esa manera, darle cumplimiento a lo que establece la Constitución Dominicana en el Artículo 65 de que el Estado asume el deporte como políticas públicas de educación y salud.

Con esta propuesta se puede trabajar en un eje de tres direcciones, en el cual se forme el recurso humano con las competencias requeridas para que conecte con el sistema educativo nacional, que donde se profesionalice el deporte con carreras deportivas y que se desarrolle a nuestros atletas, más que en habilidades físicas, en habilidades mentales.

Que le brinde la oportunidad al atleta dominicano de gravitar en el deporte a través de la formación académica y que esto sirva de impulso para el fortalecimiento y modernización de las Federaciones Deportivas.

El Estado debe tener una visión estratégica con el deporte que contribuya a robustecer el sistema educativo para que sirva como un instrumento de desarrollo nacional.

SEPA MÁS.-

1. El sistema educativo dominicano no posee el recurso humano capacitado en la metodología de enseñanza del deporte.

2. El modelo deportivo nacional es unidireccional , que consiste en solo en la concentración de talentos para el alto rendimiento.

3. El atleta de alto rendimiento debe ser fruto de unas políticas públicas de masificación del deporte desde los recintos educativos.