Listin Diario Logo
26 de febrero 2021, actualizado a las 10:44 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte sábado, 28 de noviembre de 2020

PRESENCIA DOMINICANA

El torneo en ascuas

  • El torneo en ascuas
Tonny Piña Cámpora

Dadas las circunstancias, lo menos que se puede ha- cer es admirar el coraje de los dirigentes que componen la Liga de be´isbol profesional al emprender la tarea de efectuar el tradicional torneo nacional, sometidos a la situación generada por la pandemia que azota a la humanidad.

Lo fácil hubiese sido suspenderlo, cosa que no ocurre desde 1965-66. En esa oca- sión las condiciones sociales, económicas y políticas en que estaba la nación fruto de la guerra civil que desde abril y hasta sep- tiembre la había afectado, dificultaba la organización del certamen por parte de la entidad rectora. Eso pro- vocó que la mayor parte de los principales juga- dores criollos emigraran a circuitos del área y que la Federación Nacional de Peloteros Profesionales se decidiera a montar un campeonato con el personal nativo disponible, compuesto por tres equipos, dos con sede en Santo Do- mingo denominados Azules y Rojos y otro en Santiago identificado como Mameyes. Los Azules fueron descalificados en la ron- da regular de 34 juegos y en la final pacta- da a cinco juegos los Rojos derrotaron a los Mameyes tres victorias a una. Al no ser organizado por el circuito oficial, los resulta- dos estadísticos de ese campeonato no son

incluidos en sus memorias. Anteriormente, para la temporada de 1961-62 el campeonato se inició incluyen- do jugadores importados, el de 1960-61 se había efectuado con nativos exclusivamen- te, pero en los primeros días de diciembre tuvo que suspenderse; el entorno era muy difícil, ocurría el proceso del desmantela- miento de la dictadura trujillista y la vio- lencia callejera generó implantar un to- que de queda que fue la estocada mortal al intento. Por decisión de la liga, las esta- dísticas generadas por ese accionar, tanto colectivas como individuales, fueron anu- ladas. El certamen siguiente fue asimismo suspendido por las mismas razones que el anterior. Esto quiere decir que el actual torneo es el número 56 que en forma con- secutiva se realiza constituyéndose en la principal tradición deportiva del país, ra- zón que avala el esfuerzo que en conjunto realizan liga y gobierno porque este ocurra y llegue a feliz término.

Para eso se hace imprescindible la disci- plina y cooperación de sus principales be- neficiarios: los jugadores.