Listin Diario Logo
08 de diciembre 2019, actualizado a las 12:44 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
El Deporte miércoles, 20 de noviembre de 2019

SEGURIDAD

Agentes, helicópteros y perros en final de la Copa Libertadores

  • Agentes, helicópteros y perros en final de la Copa Libertadores

    Estadio Monumental, escenario de la final entre el River Plate y Flamengo.

AP
Lima, Perú

La policía peruana desplegará el sábado 10.000 agentes en las calles de la capital Lima y dos helicópteros durante la primera final única de la Copa Libertadores entre River Plate y Flamengo en el estadio Monumental.

El jefe policial capitalino Herbert Ramos dijo el miércoles a la prensa que el amplio despliegue de seguridad ocurre porque en la misma fecha también se realizarán cinco eventos musicales con gran número de personas en otros estadios limeños.

Ramos indicó que 4.000 agentes estarán concentrados en la seguridad dentro y fuera del Monumental. Es la misma cifra de agentes desplegados en la última final de la Libertadores, entre River y Boca Juniors, en Madrid.

La policía peruana usará agentes de diversas unidades y perros con los que reforzarán a los guardias de la dirección de operaciones especiales, que son por lo general los que brindan seguridad durante eventos deportivos. Los agentes peruanos también han anunciado que coordinan con la policía de Argentina y Brasil para obtener datos de hinchas con antecedentes de violencia.

Los agentes aplicarán una ley peruana que prohíbe ingresar a los estadios con lentes entintados, gorras y cinturones. También estarán impedidos en entrar las personas en estado de ebriedad y quienes se nieguen a un examen aleatorio de alcoholemia que realizarán los policías. Se ha confirmado la asistencia, aunque no se conoce el número, de bomberos y policías municipales.

La final River-Flamengo se trasladó a Lima luego que la CONMEBOL cambió la sede inicial en Santiago debido a las incesantes y extensas protestas en las calles de la capital chilena.

Es la segunda vez consecutiva que el partido decisivo de la Libertadores debe cambiarse de sede. El año pasado, el cotejo de vuelta de la final River-Boca debió trasladarse a Madrid. La decisión se tomó luego que hinchas de River atacaron con piedras y otros proyectiles el autobús en el que llegaban los jugadores de Boca al estadio de sus rivales acérrimos para disputar el encuentro. River ganó por 3-1 en el estadio Santiago Bernabéu de la capital española


Más en El Deporte