Santo Domingo 24°C/29°C few clouds

Suscribete

BOXEO ROSA

Lluvia de ofertas para campeona de República Dominicana

SANTO DOMINGO.-. El fracaso tiene mil caminos, pero para llegar al éxito Dahiana Santana tuvo que trabajar, trabajar y volver a trabajar. Ahora ella quiere recoger los frutos de su trabajo exponiendo por una buena bolsa su corona mundial de peso gallo, avalada por la Global Boxing Union, sin tomar una ruta equivocada que la deje en un triste destino.

“Tengo muchas ofertas, estamos estudiando tres: una de Rusia, para pelear en la división superior inmediata por otra faja que no es la mía; la segunda es de Italia, donde ofrecen el mejor dinero, unos 20 mil dólares; y otra también con buena bolsa en Alemania”, reveló.

Con 22 años, estudiantes universitaria, madre soltera e instructora de hockey sobre césped, Dahiana pondera hacia dónde ir que le permita regresar con la corona.

“Todo se ve bonito, el dinero es una trampa, las grandes bolsas son grandes riesgos; creo que una campeona debe de ir a cualquier parte del mundo a defender su cetro”, considera.

Luego de su gran conquista el pasado 24 de enero en Haití, donde noqueó a la austriaca Doris Koehler en un round para convertirse en la primera dominicana en conseguir una corona universal, ha surgido un nuevo problema: ganar dinero lo ante posible.

“Las mujeres ganamos muy poco, es cheles por golpes que nos dan, las pagas no son iguales a las de los hombres y para obtener algo regular, hay que irse a Europa, a pelear con mujeres que parecen hombres”, revela Santana a El Deporte de LISTÍN DIARIO.

También confesó que ha sido víctima de engaños y de malas pagas, pero que no tiene tiempo para reproches porque finalmente ha logrado la oportunidad de recuperarlo todo. “He tenido gente a mi lado que no me han representado, que no han hecho su trabajo y por eso no se conseguimos la meta antes. He trabajado fuerte toda mi vida y considero que me merezco ser la primera porque trabajé sin desmayar”, expone.

Santana falló en sus dos primeros intentos titulares, el primero, celebrado en Santo Domingo en abril del 2007 cuando fue derrotada a los puntos por la mexicana Ana María Torres; mientras que el pasado 28 de noviembre falló en Alemania, ante la monarca de peso ligero Ramona Keuhne.

Su coronación en Haití, por la cual apenas le pagaron mil 500 dólares, es una recompensa a su perseverancia, entiende, pero quiere perpetuarse en la historia como una de las grandes atletas dominicanas, ahora por su solidez en el trono.

Tags relacionados