Santo Domingo 29°C/31°C scattered clouds

Suscribete

comportamiento

El petróleo pierde fuelle al final de la jornada pero cierra al alza

El barril de West Texas Intermediate (WTI) para febrero ganó 0.91% a 72.68 dólares. Antes, el Brent había llegado a subir 4.31% a 80.75 dólares, superando por primera vez en el año los 80 dólares por barril.

El West Texas, el petróleo que República Dominicana toma como referencia, se cotizó a US$92 y hasta la tarde de este jueves el barril costaba ya US$101.

El precio del barril de Brent del mar del Norte para entrega en marzo ganó 1.13% a 78.29 dólares.

Los precios del petróleo perdieron parte de sus ganancias del día al final de la jornada este viernes, aunque cerraron al alza, en medio de tensiones geopolíticas en Medio Oriente.

El precio del barril de Brent del mar del Norte para entrega en marzo ganó 1.13% a 78.29 dólares.

En tanto el barril de West Texas Intermediate (WTI) para febrero ganó 0.91% a 72.68 dólares.

Antes, el Brent había llegado a subir 4.31% a 80.75 dólares, superando por primera vez en el año los 80 dólares por barril.

Ataques estadounidenses y británicos alcanzaron sitios militares hutíes, en respuesta a las acciones de los rebeldes yemenitas contra buques mercantes en el mar Rojo en solidaridad con los palestinos de Gaza.

Los rebeldes hutíes replicaron el viernes que los intereses de Estados Unidos y Reino Unido son ahora "blancos legítimos", tras los bombardeos de estos países en Yemen.

Estos acontecimientos "aumentan los riesgos de una ampliación del conflicto" entre Israel y Hamás "en la región, y de una perturbación de la oferta de petróleo", estimó en una nota de análisis Craig Erlam, de Oanda.

Los precios tenían un sostén, a pesar de una demanda debilitada, observó Barbara Lambrecht, de Commerzbank.

Pero, "hasta ahora, no vimos perturbaciones en la oferta" de crudo, incluso si el tiempo y el costo de transporte del oro negro del Golfo Pérsico a Europa o Estados Unidos aumentaron sensiblemente, remarcó Andy Lipow, de Lipow Oil Associates.

"A pesar de las últimas noticias, la sensación general es que el riesgo" de problemas significativos de abastecimiento "es débil", señaló Erlam.