Santo Domingo 26°C/29°C scattered clouds

Suscribete

Diagnóstico

IFC presenta informe en República Dominicana

Fortalecer las oportunidades del sector privado podría ayudar a la República Dominicana a adoptar un futuro más competitivo, inclusivo y resiliente: informe del Banco Mundial.

  • Aprovechar nuevas oportunidades de negocio y abrir paso a las soluciones del sector privado permitiría a la República Dominicana adoptar una trayectoria económica más competitiva, inclusiva y resiliente, según un nuevo informe publicado hoy por el Banco Mundial.
Asistentes.

Asistentes.Fuente externa

El Diagnóstico del Sector Privado (CPSD, en inglés) de la República Dominicana, preparado conjuntamente por la Corporación Financiera Internacional (IFC) y el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF), identifica políticas para reducir las limitaciones transversales a la inversión privada, entre ellas, un entorno empresarial complejo y una escasez de personal cualificado.

El CPSD de la República Dominicana tiene como fin hacer contribuciones sustanciales al impacto en el desarrollo, incluyendo la creación de empleo y la diversificación de las exportaciones. El estudio sostiene que, dada la reconfiguración global de las cadenas de valor, la propuesta de valor del país debería capitalizar más sus ventajas competitivas estructurales y sostenibles.

“La República Dominicana está dotada de recursos productivos que, junto con reformas orientadas al mercado y estabilidad política y macroeconómica, han contribuido a un notable crecimiento y reducción de la pobreza en las últimas dos décadas”, dijo Elizabeth Martínez de Marcano, directora regional de IFC para Colombia, México, Centroamérica y el Caribe, durante la presentación del documento en el hotel Real Intercontinental. “Sin embargo, es necesario hacer más, y este CPSD proporciona una hoja de ruta oportuna para aprovechar el potencial del sector privado y así lograr mayor valor añadido, inclusión y resiliencia”, agregó.

De acuerdo con el CPSD, más allá de capitalizar sus dotes naturales, entre ellos, su estratégica ubicación geográfica, la República Dominicana debería desarrollar sus activos en sectores clave como la educación, la logística y los servicios financieros, lo que aumentaría la atracción de inversionistas competitivos, al tiempo que disminuiría gradualmente la dependencia del país de los incentivos fiscales.

“La República Dominicana puede aprovechar las oportunidades emergentes en los mercados globales y regionales y facilitar la inversión privada, incluso de inversionistas institucionales, para girar hacia una trayectoria económica más inclusiva y resiliente”, dijo Alexandria Valerio, Representante del Banco Mundial en la República Dominicana. “Para abordar las barreras a la inversión privada, el informe destaca desafíos clave como la modernización y digitalización de los servicios gubernamentales a las empresas, la reducción del desajuste entre la demanda y la oferta de habilidades en el mercado laboral y la reforma del sector energético”, añadió.

Parte del público.

Parte del público.Fuente externa

Ejemplos de recomendaciones de políticas para fortalecer el papel del sector privado incluyen mejorar la coordinación entre las instituciones de promoción de la inversión, promover la inversión privada en educación continua y mejorar las habilidades de los empleados, y, en el sector energético, abordar las cuestiones ambientales y sociales desde el inicio mediante un enfoque estandarizado.

El informe también arroja datos sobre cómo desencadenar la inversión privada en el corto plazo, centrándose en una muestra ilustrativa de tres sectores: MedTech, bienes raíces —con foco en parques ecoindustriales— y agrologística.

En el sector MedTech, uno de los principales empleadores de mujeres, así como en sectores similares de alto valor agregado, las intervenciones políticas podrían ampliar un nuevo paradigma de crecimiento que sea más inclusivo de las pequeñas y medianas empresas y los talentos locales, y ayudar al país a diversificar su perfil exportador y reforzar su integración en las cadenas globales de valor.

En el sector inmobiliario, el desarrollo de parques ecoindustriales, gracias a un mejor acceso a los mercados de capital y las finanzas verdes, es una excelente oportunidad para atraer inversiones extranjeras directas más sofisticadas, resilientes y ecológicas.

Finalmente, en agrologística, las inversiones y reformas pueden promover una agricultura climáticamente inteligente y, al mismo tiempo, proporcionar un modelo de cómo la logística, en términos más generales, puede aprovechar mejor la posición geográfica del país para promover exportaciones de mayor valor agregado.