Listin Diario Logo
16 de junio 2019, actualizado a las 12:11 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Vida Verde jueves, 03 de enero de 2019

ENCUENTRO VERDE

Macadamia orgánica: “Un futuro para la sierra”

El Consorcio Ambiental Dominicano (CAD) lanza este año un programa para fortalecer a las familias de la sierra en la agricultura de montaña.

Yaniris López
yaniris.lopez@listindiario.com
Santo Domingo

La macadamia creciendo por todos lados, así como el mango, y poniendo a disposición de productores y del consumidor final decenas de opciones para comerla, procesarla y comercializarla. No, no es un sueño lejano.  Así lo contempla el último programa con enfoque sostenible del Consorcio Ambiental Dominicano (CAD).

La información la ofreció el director ejecutivo de la institución, Sésar Rodríguez, durante el Encuentro Verde de Listín Diario.
El programa se llama “Un futuro para la sierra” y propone la gestión sostenible de la producción de macadamia y con ello la restauración del paisaje productivo en las faldas del Parque Nacional Armando Bermúdez y la cuenca media del río Inoa, afluente del Yaque del Norte.

En una alianza con la empresa Comercializadora Los Montones y su marca La Loma, iniciadores del proyecto, las montañas de San José de las Matas (Sajoma) concentrarán la mayor cantidad de plantaciones.

Allí ejecuta La Loma desde hace cinco años un proyecto comunitario de agroforestería con macadamia en el que participan 200 productores. El resto de las plantaciones estarán ubicadas en las montañas de Jarabacoa y Constanza


Actualmente hay alrededor de 50 tareas plantadas con macadamia en las montañas de San José de las Matas.


AYUDA PARA LOS PRODUCTORES

La idea es la misma que ha mantenido el CAD en todos sus proyectos.

“Necesitamos que esas tierras dedicadas a la ganadería se conviertan en tierra productivas con árboles, en este caso macadamia. Queremos revertir el cambio de uso de suelo, ¿pero qué pasa? Necesitamos apoyo económico para esos 200 productores, apoyo para generarles transferencia tecnológica y asistencia técnica”, explica Rodríguez.

Los pequeños productores usarían la ayuda para la instalación de sistemas de riego, la producción de abono orgánico, la diversificación y mejora de la tecnología de su producción de macadamia.




El CAD invita a las empresas, a través de sus programas de responsabilidad social, a contribuir con el apadrinamiento de las familias de estos productores para garantizar la sostenibilidad del proyecto.

“Hay una empresa que les va a garantizar la compra de su producción. Lo que se quiere es promover la diversificación: que si tienen café, vacas, pues que también tengan macadamia”.

En el país hay plantados alrededor de 100,000 árboles de macadamia, asegura el ingeniero agrónomo.

“Este proyecto va a fortalecer a las familias de la sierra en la agricultura de montaña, porque va más allá de la macadamia. Es un programa que ha hecho CAD con la capacitación desde la producción orgánica y la producción sostenible vinculado con la biodiversidad, la familia, la mujer,  los niños”.



Fruto seco. La macadamia tiene propiedades beneficiosas para la salud. Las nueces, que se pueden comer solas, se usan para la elaboración de ensaladas, helado, aceite y leche.

MÁS QUE HELADO

El CAD también promoverá la importancia de la macadamia y su versatilidad gastronómica, pues actualmente el público solo la relaciona con la elaboración de helados.  Pero eso tiene su explicación, apunta Sésar Rodríguez. 

“Solo se usaba para helado porque no había macadamia; o había muy poquita. Con estos productores, que forman parte de un programa que apoyó el BID, se promocionará que la gente coma más macadamia y que se exporte en los próximos años”.

El lanzamiento del programa está programado para abril. 



Mientras la macadamia alcanza el pico de producción, el productor puede optar por un sistema mixto y plantar, por ejemplo, ajíes. 

 


Más en Vida Verde