Listin Diario Logo
02 de julio 2020, actualizado a las 12:22 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Religión/Senderos viernes, 29 de mayo de 2020

Dos minutos

Importancia de la paz interior

  • Importancia de la paz interior

    Hoy es el día del Espíritu Santo, y esa paz lo acompaña. ISTOCK

Luis García Dubus
Santo Domingo, RD

 El hombre es­taba llorando. Había llega­do a mi ofici­na para una entrevista de evaluación y asesoramiento. No tenía ni media hora sentado frente a mí... y estaba llorando.

Me impresionó y me mo­vió a compasión, pero, sin­ceramente, no fue para mí algo extraño ni sorprenden­te.

No era la primera vez que presenciaba cómo una per­sona de gran apariencia ex­terna, con éxito social, em­presarial y económico, más dos o tres grados universi­tarios en su haber, no po­día, sin embargo, soportar un interior lleno de ansie­dades, contradicciones, du­das, miedos y dolor.

Parece que ese fuera el común denominador en es­ta época de tensiones, pri­sas y competencias: la falta de paz interior.

En el evangelio de hoy (Juan 20, 19-23) está la na­rración de la aparición o el encuentro más importante del Señor “a los doce”, tam­bién narrado por San Pablo en la 1ra Cor. 15,5. Si usted lo lee, verá que la primera frase que el Señor les dice es esta: Paz con ustedes

“Dicho esto, les enseñó las manos y el costado. Los discípulos se alegraron mu­cho al ver al Señor. Jesús repitió: paz con ustedes”. (Juan 20, 20)

Esta paz que el Señor lla­ma “mi paz”, es un don, un regalo, no un premio que ellos habían merecido. Es algo que Él ha logrado, y es­tá deseando compartir con ellos, con usted y conmigo.

Hoy es el día de la mani­festación del Espíritu Santo, y esa paz lo acompaña. Él es quien dice: “Si aprendes a escucharme te liberaré de muchas ansiedades y temo­res. Tus dudas y frustracio­nes serán resueltas. Tendrás PAZ”. (George E. Schulhoff A.H.S.)

Es que “la presencia del Señor produce siempre paz”.

Esa paz es un fruto, pre­cisamente, de la acción del Espíritu Santo. Hoy es un buen día para que nues­tra vida comience a ser una aventura: la aventura de dejarnos hacer felices mien­tras somos acompañados y conducidos por el Espíritu del amor, del gozo y de la paz.

La pregunta de hoy

¿Cómo se consigue recibir este espíritu?

Esto es algo que uno no tiene que merecer ni pagar, sólo pedirlo en privado y en secreto, “encerrado en su cuarto”. (Mateo 6,6)

Sobre esto, cita Thomas Keating:

“Jesús dijo: Bueno, si us­tedes saben dar cosas bue­nas a sus hijos, ¿cuánto más El Padre dará el Espíritu Santo a los que se lo pidan? Si recibes este regalo no ne­cesitarás nada más... ”

“Entra hasta el fondo del alma,

Señor, y enriquécenos,

Mira el vacío del hombre,

Si tú le faltas por dentro.”

Hoy es el día de su Mamá

Lo más parecido a Dios en este mundo es una ma­dre. Hoy es el día de decirle gracias. Más que nada, hoy es el día de hacer una ora­ción por ella desde el cora­zón.


Más en Religión/Senderos