Listin Diario Logo
22 de mayo 2022, actualizado a las 10:26 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista lunes, 20 de diciembre de 2021

COLABORACIÓN

El cosmos de Frida Kahlo

Joan Bosch i Planas

Los indicios de la vida y los movimientos de los humanos, los cuales han ido poblando el planeta a través de todas las épocas, poco a poco van apareciendo, dependiendo en buena parte de la tecnología que permite descubrir, fechar y descifrar y/o interpretar, todo lo que permite confirmar su huella. Las civilizaciones y las sociedades más complejas han exaltado desde los tiempos más remotos a través de diversas manifestaciones todo aquello que pasaba por sus manos, pisaban sus pies o veían sus ojos, incluso más allá, ya que el Universo desconocido, el sol y las estrellas, en muchas de aquellas comunidades siempre eran referentes. En casi todo este rastro representativo y lleno de simbolismos se encuentran de una forma u otra signos alegóricos a la figura femenina, en algunas culturas más explicitados cuando se trata sobre todo de presentarla en actitudes que le son más propias. Más tarde, lo que solamente eran símbolos ya son expresiones claras de género y de estatus, como la señora de Cao perteneciente a la cultura moche en Perú, o de identidad como la Malintzin, a quien se le podría atribuir la responsabilidad de que Cortés se saliera con la suya en la aventura de México.

Después de estas observaciones, han continuado pasando cosas. Hoy, la mujer está cambiando el mundo, o el mundo está cambiando por la presencia de la mujer, demasiado lentamente, eso sí, pero está cambiando. Aunque las mujeres tienen más oportunidades de trabajo remunerado, aun habiendo trabajado siempre y mucho y su número crezca progresivamente en la sociedad política, en las familias más pobres de América Latina, de África o de Asia, la mujer es la última en llevarse un trozo de pan a la boca. Y, en estos mismos continentes, la probabilidad de morir de parto es más de doscientas veces más grande que en el resto del mundo. Un mundo, por cierto, que ha de soportar que sean las mujeres los seres humanos con los que más se trafica.

Ser mujer es realmente un peligro. Pero en estos últimos años de insistentes reivindicaciones sobre los derechos de las mujeres y de rescates de figuras olvidadas que han tenido peso por su lucha y fuerza vital, individual y/o colectiva, se mantiene firme la de Frida Kahlo, poseedora de valores que sobrepasan los conocidos como, también, el de alejar el peligro de los males que la asediaron en vida. En las puertas de la conmemoración, el próximo 2022, de los 115 años de su nacimiento, se ha presentado en el Centre d’Arts Digitals de Barcelona, la primera exposición digital a nivel mundial sobre Frida. Una inmersión a través de proyecciones audiovisuales, halografías y realidad aumentada sobre Frida y su cosmos, su historia y su simbología, con el fin de acercarla a nuestra sociedad, a nuestra contemporaneidad. No hace falta decir que era pintora o política, eso lo trajeron las circunstancias, lo más importante es que murió con identidad, nombre y apellidos: Frida Kahlo.
 
El autoe es nvestigador y escritor