Listin Diario Logo
29 de julio 2021, actualizado a las 03:46 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista lunes, 14 de junio de 2021

ORLANDO DICE ...

Una experiencia: Lecciones

  • Una experiencia: Lecciones
Orlando Gil
orlandogil@claro.net.do/@orlandogildice

La experiencia de la escogencia del Defensor del Pueblo enseña de muchas maneras, y a veces se aprende más en la vida que en los manuales. La población se dio cuenta -- una vez más -- que, si se ocupa de sus asuntos, y no solo delega, el Estado responde a sus expectativas. El gobierno administra el Estado, pero no es el Estado, que tiene otros poderes igualmente importantes y decisivos. Los partidos, con tropezones, deben levantar los pies. Asumir la política con un criterio más abierto e inteligente. No todo se puede negociar, no todo principio puede burlarse, ni en cada hoyo que se cava, enterrar. Adjurar de sí mismo no aprovecha, sino que provoca situaciones que después se lamentan. Ese ánimo de buscar independencia, y no entereza, no siempre resulta positivo. La independencia dura un día, el de la elección. No es que los escogidos se comporten de forma perversa en el desempeño de sus funciones, sino que los partidos corresponden a su naturaleza. Si no descubren dependencia, la inventan, y en no inventarla va su perdición. La historia tiene de malo que no reniega. Reniegan los hombres, los protagonistas, nunca la historia. Nadie acusó a Henry Merán de ser político. Simplemente era político y de militancia conocida. No había forma de ocultar un hecho tan visible.

Tampoco se calificó antojadizamente a Fidel Santana de político. Sencillamente era político, y tan político que consiguió votos para ser diputado.

A Pablo Ulloa no hubo que defenderlo y resaltar su condición de profesional distante de la política. No tenía figuración conocida en ese campo. El problema no fue Merán ni Santana, sino el consenso de que los órganos de arbitraje, o altas cortes, sean integrados por seres incontaminados.

Ulloa no tuvo esos vínculos y se favoreció de una circunstancia difícil de asimilar: los partidos haciendo de la antipolítica una profesión de fe. Lo que después se dice son fábulas de camino cuya moraleja no cumple su cometido, por forzada e ingrata. Como dar coces contra el aguijón. Como la canción de Juan Gabriel: Así fue.