Listin Diario Logo
03 de agosto 2020, actualizado a las 07:48 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista jueves, 02 de julio de 2020

EN LA DIANA

Riesgos post cuarentena

Rolando Reyes
[email protected]

Primer Tiro
Uno de los prin­cipales funda­mentos de la decisión de ini­ciar el desmon­te de la cuarentena es la fuer­te caída registrada en la tasa de mortalidad de la Pandemia, la que presenta una disminución de casi la mitad desde el inicio de su inicio hasta la actualidad, lo que a su vez reduce el costo económico de la misma en esa misma proporción, y aumenta el costo de la cuarentena en re­lación a sus beneficios. Pero el gran reto es ahora mantener controlada la tasa de propaga­ción, pues si la misma aumen­ta, la cantidad de fallecimientos aumentarían pari passu la tasa de mortalidad, aumentando el costo de la pandemia por la can­tidad de años de vida perdidos prematuramente, aunque di­cho aumento nunca sería sufi­ciente para justificar la interrup­ción del proceso de desmonte o desescalada. El cumplimien­to de los protocolos sanitarios es fundamental para mantener controlada la tasa de propaga­ción, pero los riesgos de un re­brote en la tasa de mortalidad tienen raíces más profundas.

Segundo Tiro
Tal y como fue expuesto en la publicación de este Medio del día de ayer, las políticas ma­croeconómicas y las políti­cas públicas en sentido gene­ral solo pueden influir en dos de las variables de la ecuación fundamental del Riesgo: La Vulnerabilidad y la Resilien­cia, pudiendo incidir en las di­mensiones macro y micro de ambas, y mientras más se re­duce la primera y más aumen­ta la segunda, menor será el riesgo de un rebrote de la Co­vid o de cualquier otra pande­mia. Quiérase o no, este será el tema fundamental y trans­versal en el diseño y ejecución de la política pública del Go­bierno a iniciar en el próximo mes. Baja pobreza y presión tributaria son las dos vulnera­bilidades fundamentales en que se deberían concentrar los diseñadores de las nuevas po­líticas, pero teniendo en cuen­ta las resiliencias acumuladas en materia de Reservas inter­nacionales, política monetaria independiente, fortaleza de los fundamentos macroeco­nómicos, consistencia de la política monetaria y fiscal, y capacidad de endeudamien­to, las cuales deben ser forta­lecidas. Sin estos factores de resiliencia, el costo del choque pandémico del Covid 19 ha­bría sido mucho mayor

Tercer Tiro
Pero el riesgo de un rebrote inflacionario y de un choque devaluatorio de carácter per­manente también debe ser evaluado y tomado en cuen­ta. El manejo simultaneo de los efectos de un recorte de 100 puntos básicos en la Tasa de Po­lítica Monetaria, de una inyec­ción de liquidez a través de libe­ración de encaje y operaciones de Repos de RD$ 120,000 mi­llones, y de una drástica reduc­ción de los ingresos en divisas, ha requerido el uso de instru­mentos y de arreglos de políti­cas cuyos efectos en el panora­ma de riesgos futuros debe ser incorporado a las nuevas po­líticas. La flexibilización mo­netaria iniciada en marzo no debería mantenerse más allá del punto en que la misma produzca un nivel crítico de reservas internacionales y de riesgo de un rebrote inflacio­nario, o hasta la puesta en eje­cución de una Reforma Fiscal que responda a la mayor car­ga fiscal que impone la nueva covidianidad, la cual aumen­ta permanentemente el gas­to público, el déficit fiscal y la deuda pública. Hay que elimi­nar la amenaza de la inflación futura que produce la deva­luación, y subir la presión tri­butaria, y ambos objetivos de­berían alcanzarse en el muy corto plazo.