Listin Diario Logo
25 de enero 2020, actualizado a las 08:32 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
Puntos de vista miércoles, 27 de noviembre de 2019

ORLANDO DICE

Inteligencia mayor

  • Inteligencia mayor
Orlando Gil
orlandogil@claro.net.do/@orlandogildice

Los partidos pequeños demuestran mayor inteligencia política que los grandes. Pues unas veces  oportunos y otras oportunistas logran sobrevivir y continuar mamando la teta del Presupuesto.

Los grandes esperan de los pequeños una votación que saben no darán, y se conforman que sean un recurso que aprovechará el marketing. No es lo mismo presentarse solos que en coalición, y mientras mayor sea el número de siglas, aumentan las posibilidades de ganar.

Véase el actual panorama electoral: conglomerados de cinco, de seis, de siete, y jugando -como en la lotería del campo-- según el sueño de la noche anterior.

Acuerdos en lo municipal y congresual, pero no en lo presidencial. Aparentemente una viveza política, pero que los torpes no entienden ni asimilan. ¿Cómo los que no tienen votos para ganar en los niveles medios, sí en el superior?

Esto es, un partido grande no tiene cómo superar al oficialismo en senadores, diputados, alcaldes, regidores y directores de distritos, pero si hacerse con la Presidencia de la República.

Los partidos pequeños por su parte no tienen grandes aspiraciones y procuran en lo inmediato cubrirse con la sombra que le permitirá mantener el reconocimiento. La ley establece determinado porcentaje de la votación general, y ese porcentaje se hace cada vez más difícil, casi imposible. No pueden por sí mismos o solos obtener un vocal, ni un director de distrito, y no se diga un regidor, o alcalde, o diputado o senador.  Entonces se valen de la habilidad de concertar con ventaja. Alianza País, por ejemplo. Respalda a dos o tres candidatos del PRM que considera puros, incontaminados, a cambio de que Moderno le conceda la diputación nacional número uno. Así tiene un diputado seguro y conserva su legalidad ante la Junta Central Electoral.

Una incoherencia, una impostura, pero la política de estos días cuenta entre sus virtudes usar lentes oscuros y ver la realidad como si no existiera el sol. Los demás diputados tendrán que guayar la yuca, y uno de Alianza País comerá casabe sin mover un dedo. Dicen en la calle que es mejor tener gracia que ser gracioso.