Derribo de avión en este de Ucrania en 2014 llega a la justicia europea

  • Foto de Europa Press.

AFP
Strasbourg, Francia

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) examinó este miércoles si Rusia violó estos derechos en el caso del derribo de un avión comercial en 2014 en el este de Ucrania, que costó la vida a 298 personas.

La Gran Sala de la corte paneuropea analizó si admite tres demandas: dos que oponen Ucrania y Rusia sobre el conflicto en el este de Ucrania en 2014, y una tercera que opone Holanda a Rusia sobre el avión siniestrado.

"A día de hoy, nadie asumió la responsabilidad" del derribo, lo que aumenta el "dolor" de los allegados de las víctimas, lamentó durante la audiencia de varias horas, Babette Koopman, en nombre de Holanda.

El 17 de julio de 2014, el avión del vuelo MH17 de Malaysia Airlines, que partió de Ámsterdam rumbo a Kuala Lumpur, se estrelló en el este de Ucrania, donde fuerzas leales a Kiev se enfrentaban a separatistas prorrusos.

Un equipo internacional de investigadores afirmó que un misil, trasladado desde una base militar rusa a un zona en poder de los separatistas prorrusos en Ucrania, derribó el avión. Moscú siempre negó su implicación.

"A causa del comportamiento de los rusos, el procedimiento judicial se retrasó inútilmente", dificultando el duelo de los familiares, dijo Piet Ploeg, presidente de la fundación "Air Disaster MH17".

"Los familiares se sienten impotentes, ya que se ven inmersos en un conflicto geopolítico en un mundo en el que no tienen ninguna influencia", agregó Ploeg, que perdió a su hermano, su cuñada y su sobrino.

Rusia reclamó que las demandas de Holanda y Ucrania se declaren inadmisibles. "Las autoridades [rusas] insisten en [su] no implicación" en el accidente, aseguró su representante, Mikhail Vinogradov.

La audiencia llega en un momento de tensión entre Rusia y los países occidentales, sobre Ucrania. Washington amenazó el martes a Moscú con sanciones económicas si invade el país vecino.

Los 17 jueces de la Gran Sala del tribunal con sede en Estrasburgo (noreste de Francia) deben ahora deliberar sobre la admisibilidad de las demandas. La decisión suele tomar varios meses.