Macron quiere adaptar la ley para proteger mejor a niños de abusos sexuales

EFE
París, Francia

 El presidente francés, Emmanuel Macron, anunció este sábado que el Ejecutivo cambiará la ley para proteger mejor a los niños víctimas de incesto y violencia sexual, y ha encargado un análisis de la situación que permitirá establecer nuevas medidas, como entrevistas con los menores en el colegio.

"Hay que adaptar nuestras normas para proteger mejor a los niños víctimas de incesto y de violencia sexual. Es un tema complejo", dijo Macron en una serie de mensajes en Twitter donde explicó las grandes líneas de su proyecto, tras varias semanas de polémica en Francia en torno a la cuestión.

La mediatización en las últimas dos semanas surgió a raíz de la publicación del libro "La familia grande", de la jurista Camille Kouchner, en el que asegura que su padrastro, el reconocido politólogo Olivier Duhamel, abusó sexualmente de su hermano mellizo, Antoine, cuando este tenía 14 años.

"A los que os habéis liberado de una carga que habíais llevado durante demasiado tiempo, a los que vais a hacerlo y a veces dudáis, quiero deciros simplemente: estamos ahí. Os escuchamos, os creemos. Y nunca más estaréis solos", añadió el presidente.

Macron aseguró que no darán tregua a los agresores e indicó que que la iniciativa, encargada a un juez de menores, Édouard Durand, y a la directora de una asociación especializada, Nathalie Mathieu, se encargará de recoger testimonios y proteger a las víctimas.

El presidente anunció que el Estado reembolsará los tratamientos psicológicos de las víctimas y ha pedido a los ministros de Justicia, Éric Dupond-Moretti, y al secretario de Estado de Infancia y Familia, Adrien Taquet, que inicien una consulta sobre nuevas propuestas jurídicas.

Indicó que, además de medidas como la prolongación del plazo de prescripción del delitos hasta 30 años después de la mayoría de edad de la víctima, quiere endurecer los controles de profesionales con niños. "Hay que hacer más", dijo.

"Tenemos que dar la mano, recoger testimonios. Dos citas de rastreo y prevención contra la violencia hacia los niños -una en primaria y otra en la enseñanza secundaria- se pondrán en marcha en el ciclo de visitas médicas obligatorias ya existentes", precisó el jefe del Estado.

El mensaje fue acompañado de un vídeo en el que el dirigente galo reconoció el daño que estos actos han causado en numerosas personas y agradeció la liberación de la palabra y el valor de las víctimas.

"Estos testimonios, estas palabras, estos gritos, nadie más puede ignorarlos. Contra la violencia sexual a menores debemos actuar hoy", dijo.