Listin Diario Logo
27 de septiembre 2022, actualizado a las 05:24 p. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La Vida jueves, 18 de agosto de 2022

PSICOLOGÍA

Las mascotas y su rol en la recuperación del paciente bipolar

Investigación. Un estudio de 2016 exploró el papel de las mascotas para las personas que manejan un problema de salud mental a largo plazo.

  • Las mascotas y su rol en la recuperación del paciente bipolar

    Cuando las personas están en una proximidad física constante y cercana a sus mascotas, además de motivarlas a estar físicamente activos, tienen una fuente significativa de calma.

  • Las mascotas y su rol en la recuperación del paciente bipolar
Lucy Peña
Especial para Listín Diario
Santo Domingo

Soy amante de los animales en general, pero mis favoritos son los perros. Mis perros siempre me han brindado paz cada vez que me siento deprimida, ansiosa o en exceso, feliz. Incluso, con tan solo sobarles la panza me han ayudado a controlar los síntomas del trastorno bipolar.

La ansiedad que acompaña o coexiste con el trastorno bipolar es un desafío común, con síntomas como preocupación constante, ataques de pánico, inquietud, fatiga, dificultad para concentrarse, irritabilidad, tensión muscular y dificultad para dormir.

La depresión bipolar puede hacer que sea difícil levantarse de la cama, además de los trastornos del sueño, los cambios en el apetito, la sensación de desesperanza, los dolores y molestias físicas y la desesperación.

Y esto no solo aplica para el trastorno bipolar. Si se trata de nuestro bienestar mental y emocional, los perros son particularmente útiles o, mejor dicho, “los mejores amigos del hombre”.

Cuando las personas están en una proximidad física constante y cercana a sus mascotas, además de motivarlas a estar físicamente activos, tienen una fuente significativa de calma. Los expertos dicen que este es un beneficio terapéutico invaluable para los dueños de mascotas que luchan contra trastornos cerebrales. La investigación científica demuestra que la presencia de un perro tiene un efecto relajante y calmante para las personas en un estado emocional.

Un estudio de 2016 exploró el papel de las mascotas para las personas que manejan un problema de salud mental a largo plazo. Los resultados encontraron que, con el tiempo, las mascotas contribuyeron a que las personas desarrollaran estructuras y rutinas que brindaron apoyo social y emocional.

Asumir compromiso

Cuando aparece la depresión, es muy fácil olvidar cualquier horario y puede ser extremadamente difícil, incluso levantarse de la cama. Sin embargo, cuando sabes que eres responsable de una mascota, necesitas tener esa estructura y el compromiso te obliga a actuar para cuidarla.

Quienes tienen como mascota a un perro (o varios), cada día tienen una invitación constante a estar en el presente a través de su cuidado. Un cuidado que trae consigo para su dueño, beneficios como sensación de seguridad, disminución de la soledad, ejercicio y una rutina regular.

___________
La autora es psicóloga clínica del Grupo Profesional Psicológicamente