Listin Diario Logo
18 de julio 2019, actualizado a las 09:03 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La Vida martes, 09 de abril de 2019

LO DICE TOBOLÍN

“Para ser payaso hay que estudiar, hay que prepararse y lo más importante: tener respeto por los niños”

Los payasos tienen varios estilos. El de Kelvin Francisco Núñez Morel (Kanqui) es el de cara blanca: inteligente, limpio, diáfano y que educa.

  • “Para ser payaso hay que estudiar, hay que prepararse y lo más importante: tener respeto por los niños”

    Óscar de Jesús Álvarez es el payaso Tobolín. ©Facebook del artista

Marta Quéliz
Santo Domingo

Según Óscar de Jesús Álvarez, mejor conocido como Tobolín, expresidente de la Asociación de Payasos Dominicanos (Asopado), cada payaso tiene un estilo: aguste, cara blanca, vagabundo, tonny, trampa y cara pintada son los más conocidos.

Detalla que cada uno tiene sus características y que como tal debe comportarse en escena. El de Kelvin Francisco Núñez Morel (Kanqui), quien se encuentra actualmente detenido en la cárcel del Palacio de Justicia de Santiago acusado de abuso sexual contra varios menores, es el estilo cara blanca, que, según Tobolín, es el payaso inteligente,limpio, diáfano, que educa; es tranquilo y siempre anda de ‘punta en blanco’.

Sobre Aguste, comenta que es el torpe, distraído, travieso y que choca con todo para entretener a los niños y a las niñas.
Y está el vagabundo, que es el que anda con parche, remiendos, se acuesta en el piso y no tiene donde vivir. Es como un nómada.

Tonny es otro estilo que usa un maquillaje suave, se pinta poco y es algo ligero.

El trampa, Tobolín lo define como versátil, pues consiste en que el payaso se pone su maquillaje de acostumbre, pero puede adaptar el traje a la temática del cumpleaños.

Por ejemplo: “Me pinto como Tobolín, pero me pongo un traje de doctor si la actividad es de la Doctora Juguetes”.

Otro estilo es el de cara pintada, que es una especie de ‘show entertainment’: los que hacen un espectáculo, pero no hacen una payasada ni están especializados en el área.

“No todo el que quiere ser payaso puede serlo. Hay que estudiar, hay que prepararse y tener lo más importante: respeto por los niños, por nuestro público en general y, por supuesto, por el trabajo que hacemos”, sostiene el expresidente de Asopado.

Para capacitarse deben participar en charlas sobre Psicología, actuación, comedia, maquillaje y acerca de todo lo que tenga que ver con la educación y protección de la niñez.