Listin Diario Logo
20 de noviembre 2019, actualizado a las 07:42 a.m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La Vida miércoles, 19 de diciembre de 2018

FOLCLOREANDO

Junta de Vecinos CR-II

  • Junta de Vecinos CR-II
Xiomarita Pérez
xiomaritabaila@gmail.com

Asistí por primera vez al pasadía y fiesta navideña que organizó la Junta de Vecinos de Ciudad Real II, un encuentro espectácular y muy animado. El amplio programa incluyó las presentaciones de los grupos “Agua Fresca”, “Testigos de Cristo” y el Ballet Folklórico del Ministerio de Turismo; karaoke, zumba, juegos infantiles, de dominó y de bingo, coro de villancicos, la Orquesta del Ejército Nacional y por supuesto, la comida. Lo que más me emocionó fue ver la participación del Colegio CICRE, que pertenece a nuestra comunidad, cuyos estudiantes estuvieron junto a sus familiares y era de esperarse, ya que se hizo el lanzamiento de la Promoción 2018 de esa institución académica y los presentes disfrutaron de una exhibición artística de esos estudiantes, llegando algunos en motores como parte del espectáculo que nos dejó impresionados, culminando con el encendido del arbolito. Mis felicitaciones a la directiva de la Junta, encabezada por su presidente, María Trinidad Gutiérrez (Trini), siempre receptiva y activa en su quehacer, tratando de realizar una labor maravillosa para la vecindad; al secretario de Animación Urbana, Sandy Mieses; el delegado Juan Carlos Albornoz, entre otros.

Cuando los residentes de una comunidad se integran a las actividades es porque se sienten identificados con la entidad que los representa. Siempre he dicho que el valor que tiene la parte social es importantísimo, en vista de que vivimos en una comunidad muy grande y no debemos vivir aislados a ella, aunque cada ser humano, cada familia tiene costumbres diferentes, lo importante es la convivencia en armonía.

Las Juntas de Vecinos se encargan entre otras cosas, de “contribuir al mejoramiento de las condiciones de vida de esa comunidad, la buena marcha de los servicios, la preservación de la convivencia en la unidad vecinal, en coordinación con las demás instituciones públicas y privadas, en condiciones de alcanzar sus objetivos comunes, sin tomar en cuenta ideología, credo, posición económica, ni estado civil o militar. Es autónoma, mediadora en los conflictos de su perímetro”, reza el Reglamento. Por todas estas razones defiendo todo lo que se hace en favor de una entidad que sabe hacer su trabajo y que, aunque me había mantenido alejada de la misma, valoro el trabajo del equipo de hombres y mujeres que se han fajado para que este año quedara todo bien concebido. ¡Éxitos!