Listin Diario Logo
12 de septiembre 2020, actualizado a las 12:08 a. m.
Login | Registrate
Suscribete al Listin Diario - News Letter
La Vida miércoles, 13 de mayo de 2015

Vacaciones

Disfrute la capital de Irlanda en crucero

  • Disfrute la capital de Irlanda en crucero
    Museos. Visitas obligadas incluyen el Museo Nacional de Irlanda y la Galería Nacional de Irlanda.
Georgina Cruz Especial para LD
Europa

Una de las capitales más populares de Europa, Dublín, es la puerta de entrada a Irlanda para muchos viajeros que llegan tanto por avión como por barcos cruceros -nosotros entre estos últimos. Y el que llega a Dublín pronto se felicita por tener la legendaria “suerte de los irlandeses” por simplemente haber llegado a esta isla a veces cariñosamente llamada “la isla esmeralda” y a su capital tan llena de atracciones.

¿Qué se puede ver y disfrutar en Irlanda? ¡Pues, mucho! Hay sitios históricos, tesoros culturales, catedrales medievales, museos y más que esperan al afortunado viajero que llega en crucero, y tiene un tiempo precioso para ver lo más posible. A bordo de los barcos se hacen arreglos fácilmente para hacer una gira guiada por la ciudad. Entre los imperdibles en estas excursiones se encuentra la venerable universidad, Trinity College.

Fundada en el siglo XVI, cuenta entre sus alumnos a Jonathan Swift (autor de “Los viajes de Gulliver”) y otras luminarias incluidos Oscar Wilde y Samuel Beckett. Situada en College Green, esta universidad tiene un número de edificios de los siglos XVIII y XIX, algunos abiertos al público incluida su Antigua Biblioteca (“Old Library”) con uno de los tesoros más preciados de Irlanda el manuscrito iluminado del Libro de Kells (“Book of Kells”), un bellísimo libro que se cree fue obra de monjes de la isla de Iona en Escocia en el año 800 A.D.

Otros puntos de interés en Dublín incluyen el Almacén Guinness (“Guinness Storehouse”) donde los visitantes pueden ver una exhibición sobre la famosa cerveza en la Cervecería Guinness y disfrutar de una pinta gratis de cerveza en una barra para degustar; el Castillo de Dublín, comisionado por el rey Juan de Inglaterra en el siglo XIII y un símbolo de dominio británico por 700 años hasta que se le entregó a Michael Collins y el Estado Libre Irlandés en el 1922; y la sección de Temple Bar, en el sur de Dublín a orillas del Río Liffey River, con sus cafés, barras, teatros y atracciones como el Ayuntamiento (“City Hall”) que data del siglo XVIII.

Entre las iglesias importantes se encuentra la catedral, Christ Church Cathedral, con su atril medieval, vasta cripta y otras características, y la Catedral de San Patricio (“St. Patrick’s Cathedral), que se cree está ubicada en el sitio donde San Patricio bautizó a conversos en un pozo en el 450 A.D. Jonathan Swift está sepultado aquí.

Visitas obligadas a museos incluyen el Museo Nacional de Irlanda con tres partes diferentes: una dedicada a la arqueología e historia, en la Calle Kildare; otra con muestras sobre historia natural en la Calle Merrion, y la tercera, con exhibiciones de artes decorativas, en la calle Benburb. La Galería Nacional de Irlanda, con cuatro alas -una entrada es por la Calle Clare y otra por la Plaza Merrion Squareócuenta con una extensa colección de arte irlandés y europeo con maestros como Goya, Velázques, Monet y Caravaggio, entre los muchos representados.

Sabores locales, en adición a la ya mencionada cerveza Guinness, incluyen el whisky irlandés y comida de pub,  quizás en The Stag’s Head,  un pub en estilo victoriano del siglo XVIII, donde el famoso escritor irlandés James Joyce se dice frecuentaba. El menú incluye estofado irlandés, pastel carne y Guinness, pescado y papitas fritas y otros platillos.

Llévese un recuerdo
Recuerdos interesantes de una visita a Dublín incluyen lino, whisky irlandés, suéters de Aran, cristal de Waterford, cerámica y los CD de música irlandesa.

Líneas de cruceros que visitan a Dublín incluyen Azamara Club, Celebrity, Crystal, Cunard, Holland America, MSC, Norwegian, Oceania, Princess, Regent Seven Seas, Seabourn, Silversea, y Windstar.

El disfrute es muy diverso 
Atractivos.
¿Qué se puede ver y disfrutar en Irlanda? ¡Pues, mucho! El viajero podrá elegir entre sitios históricos, tesoros culturales, catedrales medievales, museos y más lugares que esperan al afortunado viajero que llega en crucero, y tiene un tiempo precioso para ver lo más posible. No deje de probar los sabores locales.