Sorteo fraudulento de la Lotería Nacional iba a realizarse el 10 de abril pero ese día todo le falló a los imputados, dice PGR

  • Momento en que el exadministrador de la Lotería, Luis Dicent, era ingresado al Palacio de Justicia de Ciudad Nueva. 

Redacción Digital
Santo Domingo, RD

El sorteo fraudulento realizado el pasado 1 de mayo en la Lotería Nacional no había sido el primer intento de estafa mediante actos de sorteos en la entidad durante la  gestión de Luis Dicent.

El exadministrador de la Lotería Nacional, Luis Maisichell Dicent, planificó junto a un equipo el primer intento de ejecución engañosa en sorteo de bolos para el pasado 10 de abril, fecha en que no puedo llevarse a cabo, según lo relatado en la investigación del Ministerio Público.

Lo que Dicent tenía pautado para esa noche de abril no lo ideó solo, sino junto a William Lizandro Rosario Ortiz y Leonidas Medina Arvelo, alias Nazaret o Naza, señalan los fiscales.

Para lograr la estafa mediante una maniobra durante el sorteo, participaron la presentadora Valentina Rosario Cruz y el no vidente Miguel Arsenio Mejía Rodríguez, ambos actualmente coimputados.

Asimismo, en la estructura criminal se incluyen Jonathan Augusto Brea Ovalles, Carlos Manuel Beriguete Pérez, Edison Manuel Perdomo Peralta.

El plan

El modus operandi consistía en colocar a Miguel Arsenio Mejía en el globo A, correspondiente al primer premio, para pasarle el supuesto número ganador a la presentadora Valentina Rosario Cruz, quien con antelación tenía el bolo en sus manos. Sin embargo, esta jugada tornó un giro inesperado para los organizadores de este acto ilícito.

El plan era realizar el sorteo amañado el 10 de abril pasado.

Esa noche, Miguelina Cruz, representante de la Federación Nacional de Bancas de Lotería (Fenabanca), quien no pertenecía al grupo criminal, dispuso un orden diferente a lo que tenían planeado los encargados de la maniobra del engaño. Cruz colocó al no vidente Miguel Mejía en el globo B, correspondiente al segundo premio, cuando ellos lo querían en el A, de referencia al primer premio.

En ese momento, Brea Ovalles y Berigüete Pérez se opusieron a continuar el plan, puesto que era muy arriesgado que la presentadora sostuviera el bolo correspondiente al segundo premio junto al bolo del globo A que guardaba entre sus manos, acto que evidenciaría la estafa ante toda la sala.

Contrario a Brea Ovalles y Berigüete Pérez, los imputados William Rosario Ortiz y Leonidas Medina Arvelo no sintieron miedo al cambio de planes que ejecutó la representante de Fenabanca.

Estos últimos, quienes estaban presentes en la sala vigilando que se ejecutara lo planificado, insistieron en continuar con la maniobra fraudulenta "debido a la gran cantidad de dinero que los imputados habían jugado".

Pese a esto, el plan falló y, por una causa ajena a la voluntad de los imputados, no se materializó la estafa.

Pero esto no quedo allí, a pesar de que ese día todo el plan se detuvo, los organizadores de la logística de este plan continuaban buscando distintas formas y momentos para realizar su acto.

Llegó el día y se realizó todo lo acordado, con lo que nunca contaron era que nueva vez  el intento terminaría mal, y esta vez no por ser cancelado, sino expuesto públicamente en  los siguientes días, llevando al Ministerio Público a realizar una serie de interrogatorios a los involucrados.

En su inicio, tanto el administrador de la Lotería Nacional, como la presentadora y el no vidente negaron que se tratara de un fraude, y que podría comprobarse en las demás cámaras.

Al pasar los días y continuar las presiones de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) en  las investigaciones, el no vidente Miguel Mejía, expresó en una entrevista en el programa Zol de la Mañana, transmitido en La Z (106.5)         no haber pasado el bolo y ser víctima de  un engaño, en el que le ofrecieron RD $800,000, los cuales rechazó.

Con estas declaraciones a flor de piel, la presentadora Valentina Rosario Cruz, también indicó que  le ofrecieron dos millones de pesos por cometer la infracción, de los cuales solo le entregaron RD $22,000. Además vinculó a Luis Dicent, como parte de todo el entramado.

Un mes después, la noche del sábado 12 de junio fueron  arrestados y llevados al Palacio de Justicia de Ciudad Nueva, las diez personas involucradas en la denominada “Operación 13”, correspondiente al fraude de la Lotería Nacional del primero de mayo.

Tras 15 allanamientos realizados por la Procuraduría General de la República, se encontraron elementos para detener a los responsables de la estafa que en su primer momento se informó dejó pérdidas de 150 millones de pesos.

Por la parte trasera fueron ingresados al Palacio de Justicia Luis Maisichell Dicent, recientemente sustituido de la institución, William Lisandro Rosario Ortiz, Jonathan Brea, Carlos Berigüete, Felipe Santiago Toribio, Rafael Mesa, Eladio Batista Valerio y Edison Perdomo Peralta.