Familiares de pastores asesinados advierten que no descansarĂ¡n hasta obtener justicia

  • Fotos: MIP

Santo Domingo, RD

Los familiares de los esposos evangélicos asesinados por una patrulla de la Policía Nacional (PN) el pasado 30 de marzo en Villa Altagracia, advirtieron que "no descansarán hasta que se haga justicia la muerte de sus hijos".

Los padres de Elizabeth Muñoz, Marino Muñoz y Emérita Marte, y de Joel Díaz, Carmen Ferrera y Eusebio Díaz, acudieron al despacho del ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez Martínez, donde afirmaron que están dispuestos a luchar para que el caso no quede impune.

Las familias Muñoz y Díaz demandaron del funcionario que trabaje para acabar con la visión que tiene la gente de que “los policías son unos matones”.

“Ustedes no están solos, en este caso van de la mano del Ministerio de Interior y Policía y el Ministerio Público que exigirá justicia para que los responsables de este horrendo doble crimen paguen por sus hechos”, afirmó el funcionario Vásquez Martínez.

Esta visita se produjo a invitación deVázquez Martínez, quien quiso escuchar las inquietudes de los padres de ambas familias.

Durante la reunión se acordó que el licenciado Leonel Tanguí, director Administrativo de Interior y Policía, sirva de enlace entre el Ministerio y los familiares de las víctimas para mantener una comunicación permanente.